Gente

Johnny Depp vs Amber Heard: Las atrocidades del juicio más mediático

El ex matrimonio se enfrenta, de nuevo, en un juzgado de Virginia por un delito de difamación, tras la publicación en 2018 de un artículo por parte de la actriz que aseguraba haber sufrido «violencia doméstica»

Johnny Depp y Amber Heard
Johnny Depp y Amber Heard FOTO: Jim Lo Scalzo AP

Johnny Depp y Amber Heard vuelven a airear sus episodios más truculentos en un juzgado. Ya en el juicio celebrado en 2020 en Londres contra el diario británico «The Sun» por un artículo que calificaba al actor de «agresor de mujeres» – que, por cierto, perdió el protagonista de «Piratas del Caribe»- el ex matrimonio sacó a la luz su tóxica relación protagonizada por la violencia, los celos y las drogas. Un «cocktail» que resultó determinante causando su ruptura en 2017 y por el cual emprendieron una larga lucha legal en la que llevan inmersos tres años, en la que la actriz reconoce haber sido víctima de malos tratos.

Esta vez el litigio ha sido iniciado por el protagonista de «Eduardo Manostijeras», que acusa a su exmujer de difamación por un artículo que publicó en «The Washington Post» en 2018, después de su divorcio, en el que aseguraba haber sufrido «abuso doméstico». El artículo no le mencionaba directamente, pero el actor afirmó en los documentos judiciales que presentó que claramente se refería a su relación y que, como resultado, su reputación y su carrera quedaron «devastadas». Además, fue publicado en vísperas del estreno de «Aquaman», su película más importante hasta la fecha, lo que para la defensa de Depp se entiende como «publicidad» en su carrera: «Al elegir mentir sobre su marido para su propio beneficio personal, Amber Heard cambió para siempre la vida del señor Depp y su reputación», aseguró el abogado del actor, Benjamin Chew. Es por ello que el actor pide a su expareja 50 millones de dólares por daños y perjuicios; mientras que Heard ha respondido con una contrademanda en la que alega que Depp ha impulsado una campaña de difamación en su contra y le reclama 100 millones.

Amber Heard
Amber Heard FOTO: POOL REUTERS

La vista, que comenzó el pasado 11 de abril en un juzgado de Fairfax (Virginia, EE.UU), todavía tiene previsto durar varias semanas y se espera que intervengan con su testimonio varios rostros conocidos entre los que están el actor James Franco y el ex novio de Amber Heard y director ejecutivo de Tesla, Elon Musk, con el que se envió mensajes de texto sobre Depp. El litigio ya ha contado con el testimonio de ambos protagonistas, así como psicólogos, policías y personas cercanas a la expareja. También la hermana del actor, Christi Dembrowski, que dejó al descubierto una difícil infancia de ambos marcada por una madre «abusiva».

Relación peligrosa

Estas semanas atrás, tuvo el turno de palabra el propio Johnny Depp, quien volvió a contar públicamente episodios de la que fue su vida en común. Desde la sangrienta pelea en su casa de Australia en la que el actor perdió parte de su dedo después de que Heard supuestamente le arrojara varias botellas de cristal al momento en el que ésta defecó en la cama de ambos días después de su separación. Asímismo, aseguró que «no he golpeado a una mujer en mi vida», desmintiendo a su expareja, y se sinceró sobre sus ya conocidos problemas con las drogas que arrastra desde los 11 años y por los cuales se trató durante su matrimonio. El 27 de mayo de 2016, días después de haber solicitado el divorcio, Amber se presentó en un juzgado de Los Ángeles para pedir una orden de alejamiento temporal, con una clara marca en la cara, que según ella le había hecho Depp durante una pelea seis días antes. Una supuesta lesión que ahora desmienten los policías que se personaron al lugar de los hechos. Por otro lado, la psicóloga Shannon Curry, que fue contratada por el equipo legal de Depp, aseguró que la actriz padece un trastorno límite de la personalidad y un trastorno histriónico de la personalidad. Unos testimonios que demostrarían el abuso que habrían ejercido por ambas partes durante su matrimonio.

Esta semana ha tenido el turno de palabra la otra parte implicada en el caso. Amber Heard, con lágrimas en los ojos, relató cómo en varias ocasiones tuvo sexo obligada con él, fue amenazada de muerte por éste y recordó con todo tipo de detalles la primera vez que la golpeó, en 2011: «Estábamos bebiendo, le pregunté por uno de sus tatuajes y me reí. Él me abofeteó. Sonreí creyendo que estaba de broma, pero me golpeó más fuerte y me gritó ‘¿Te hace gracia, zorra?’ Me di cuenta de que me estaba pasando lo peor que me podía pasar y no pude reaccionar». En otra ocasión, cuenta que la pegó durante un viaje en avión porque estaba celoso de unas escenas que rodó con James Franco para la película «The Adderall Diaries».

Heard cree que las drogas cambiaban la forma de ser de Depp y que incluso llegó a buscar cocaína dentro de su vagina, creyendo que ésta la escondía ahí. También confesó que durante su estancia en Australia en 2015, el actor introdujo varias veces una botella hasta que su vagina comenzó a sangrar. Un testimonio que fue apoyado por la psicóloga forense Dawn Hughes, que aseguró habría sufrido estrés postraumático por el «abuso físico y sexual» de su ex marido.

Por el momento, la opinión pública estadounidense se posiciona a favor del actor. A la espera de conocer nuevos detalles, este mediático juicio deja al descubierto las «vergüenzas»·del Hollywood menos glamuroso.