Internacional

¿Cómo evitar una guerra total?

En una entrevista concedida a LA RAZÓN, el ex embajador de Israel en España Victor Harel recuerda que su país defenderá a su población civil de los ataques terroristas "cueste lo que cueste".

Publicidad

¿Cuáles pueden ser las consecuencias de la escalada de violencia entre Israel y Gaza?

Los grupos terroristas palestinos y sobre todo la Yihad Islámica deben saber -si aun no lo saben- que lanzar cientos de cohetes y misiles sobre la población civil del sur de Israel no puede quedar impune. Israel responde tratando de evitar daños a la población civil de Gaza, pero los cabecillas de los terroristas deben pagar sus actos de terror infame sobre la población civil israelí. Creemos que estamos frente a acciones bélicas limitadas que pueden continuar unos días y esperamos no dar paso a una guerra total, aun estando preparados para ello también. Israel hace pagar a esos cabecillas sus actos estén donde estén: ya sea en Gaza misma o en otro territorio árabe. Nuestra mano los alcanzará sea donde sea.

Atendiendo a los últimos hechos, ¿cuál es el papel de Irán en la franja de Gaza?

Lamentablemente, Irán continua proveyendo material bélico ilimitado a sus aliados en Gaza y Líbano. Irán continua actuando impunemente y provocando a Israel, a Estados Unidos y engañando a los europeos. Continúa con sus planes bélicos nucleares sin importarle en absoluto ni las sanciones económicas ni las amenazas políticas occidentales que no acarrean peso alguno. Cínicamente Teherán ignora a Occidente y prosigue sus planes de destrucción de Israel.

Publicidad

¿Está muerta la vía de diálogo árabe-israelí?

Mientras los palestinos continúen "dialogando" con Israel mediante ataques con misiles y cohetes, no habrá ningún tipo de diálogo. No dialogamos con grupos terroristas que emplean artefactos bélicos en vez de argumentos. Nuestra mano continúa extendida hacia la paz, pero no incondicionalmente. No pondremos la otra mejilla. Y esto es algo que lamentablemente no siempre encuentra un eco adecuado en España y en el resto de Europa. La defensa de nuestra población es nuestro deber esencial cueste lo que cueste. Esperemos que como siempre Egipto juegue su rol de mediador y apaciguador, algo que aquí estimamos y apreciamos mucho.

Publicidad