MENÚ
martes 25 junio 2019
04:10
Actualizado

Aznar: «El populismo es un peligro para cualquier país porque desprecia el orden legal»

José María Aznar / Ex presidente del Gobierno de España

«En un Gobierno a la deriva como el de Venezuela no existen los límites para emplear la violencia contra los que piensan diferente»

  • José María Aznar
    José María Aznar
Madrid.

Tiempo de lectura 4 min.

07 de junio de 2015. 03:01h

Comentada
Madrid. 7/6/2015

Jose María Aznar es uno de los más de 30 ex presidentes –la mayoría latinoamericanos, entre los que se encuentran el colombiano Andrés Pastrana y el boliviano Jorge Quiroga– que ha firmado la Declaración de Panamá. En este documento piden la puesta en libertad de los presos políticos y promueven un clima de paz para que el país supere la crisis política sin violencia. Aznar, en respuesta a un cuestionario de LA RAZÓN, critica la deriva autoritaria del Gobierno de Nicolás Maduro.

–¿Ha cambiado la percepción del continente suramericano sobre el chavismo y su deriva?

–Cada vez es mayor la toma de conciencia acerca de los atropellos a las libertades individuales y los derechos fundamentales del régimen de Nicolás Maduro. Sin embargo, es más necesario que nunca que los demócratas de la región y del mundo aunemos esfuerzos para exigir la inmediata puesta en libertad de los presos políticos en Venezuela.

–¿La encarcelación de los opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma es una prueba de la falta del Estado de Derecho en Venezuela?

–Es una manifestación más del desprecio por los componentes esenciales de la democracia. Sin respeto a los derechos humanos, sin separación de poderes públicos, sin pluralismo político y sin oposición no existe un verdadero Estado de Derecho.

–Los abogados del político Leopoldo López han denunciado todo tipo de vejaciones y humillaciones en este año de cárcel, episodios tan humillantes como el de lanzamientos de excrementos. ¿No hay límites en el acoso a la oposición democrática en Venezuela?

–Cuando un Gobierno emprende una deriva de esta naturaleza, no tiene límites a la hora de emplear la violencia contra los que piensan de forma distinta. Existe una política oficial dirigida a atemorizar e inhibir la expresión democrática de la sociedad venezolana, concertada entre el Gobierno de Nicolás Maduro y el resto de los poderes del Estado, como explicamos en la Declaración de Panamá y ahora de nuevo en la de Caracas.

–Otro de los signos preocupantes de Venezuela es la falta de libertades y, en concreto, la persecución a la Prensa crítica. ¿El autoritarismo del régimen es un síntoma de la debilidad de Nicolás Maduro?

–Muchas veces, los autoritarios, cuando se encuentran atrapados en una crisis política, económica e institucional como la de Venezuela, deciden emprender una huida hacia delante atropellando el pensamiento crítico. Lo importante en este caso no es tanto la debilidad de Nicolás Maduro como la arbitrariedad de sus actuaciones.

–La investigación de Estados Unidos al cártel de los Soles, presuntamente dirigido por el presidente de la Asamblea Nacional, Diosado Cabello, plantea la existencia de un narcoestado. ¿Puede convertirse Venezuela en una plataforma de la droga hacia EE UU y Europa con el consentimiento de las máximas autoridades?

–Es un tema muy serio y la comunidad internacional debe seguirlo con mucha atención.

–El neochavismo de Maduro se ha caracterizado por el giro autoritario y la quiebra del Estado (inflación desbocada, desabastecimiento...). ¿Camina Venezuela hacia un Gobierno sin legitimidad?

–La legitimidad democrática se pierde cuando se decide vaciar de contenido a la propia democracia y a todas aquellas cuestiones esenciales que constituyen un Estado de Derecho.

–A finales de este año deben celebrarse elecciones legislativas en el país y las encuestas auguran un vuelco. ¿Pueden celebrarse elecciones libres en la Venezuela de hoy? ¿Debe la oposición exigir la presencia de observadores internacionales o el voto en urna para evitar manipulaciones del voto electrónico?

–A pesar de todas las dificultades, la oposición en Venezuela tiene que permanecer unida y concurrir a las elecciones. En la Declaración de Caracas pedimos elecciones justas y transparentes, en fecha precisa, bajo un poder electoral imparcial y una observación internacional independiente.

–¿Le consta que haya tratado el régimen bolivariano de exportar su ideología populista fuera de sus fronteras y, en concreto, en España? ¿Es un peligro el avance de estas fuerzas?

–El populismo es un peligro para cualquier país porque desprecia el orden legal, pretende eliminar los contrapesos institucionales de la democracia liberal, enmascara los desastres que provoca, doblega la crítica, corrompe y degrada el espíritu público.

–¿El acercamiento de Estados Unidos y Cuba puede abrir una brecha entre los dos viejos aliados o los hermanos Castro no dejarán caer a Maduro, al que necesitan para garantizarse el suministro energético?

–No hay que dejarse llevar a engaños. Cuba continúa siendo una dictadura y ejerce una influencia poderosa sobre los que mandan hoy en Venezuela.

Últimas noticias