La ayuda española comienza a llegar a Nepal

Material que Cruz Roja ha preparado como ayuda de emergencia  a Nepal
Material que Cruz Roja ha preparado como ayuda de emergencia a Nepal

El primer grupo especial de localización y rescate de la ONG Intervención, Ayuda y Emergencias (IAE) ha llegado a Katmandú (Nepal) tras un largo viaje que se inició el domingo a las 7.05 horas desde el aeropuerto de Valencia, con dos escalas "sin incidencias"en París y Kuala Lumpur (Malasia). La confirmación de la llegada del grupo de rescate a la capital nepalí se ha producido este lunes a las 8.56 horas, según ha informado la organización en un comunicado. Los trabajadores desplazados a la zona del accidente están realizando las gestiones necesarias para llegar al lugar del trabajo que se les ha asignado y comenzar a intervenir, ha agregado.

Asimismo, ha indicado que la última comunicación realizada por el grupo de IAE antes de su llegada a Nepal se produjo desde Kuala Lumpur a las 2.55 horas de este lunes, en la que informaban que el traslado se producía según lo previsto "salvo pequeños retrasos".

Dada la magnitud de la catástrofe, la ONG IAE ha indicado que cualquier colaboración es necesaria en este momento, "ya que el coste de la intervención es muy elevado". Así, han puesto a disposición el número de cuenta del Banco Santander: ES56 0030 3053 2100 0014 4271, en el que agradecen cualquier donativo "por pequeño que sea".

Por su parte, el avión fletado por el Gobierno con material de emergencia y de apoyo para el rescate de las víctimas del terremoto de Nepal, en el que se incluye lo aportado por Médicos del Mundo, Cruz Roja e Intermon Oxfam, despegará en las próximas horas de la terminal de carga del aeropuerto Madrid-Barajas.

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación explica en un comunicado que se transportarán 30 toneladas de material de ayuda humanitaria "para paliar la situación de la población afectada"por el terremoto.

El Gobierno nepalí será el encargado de distribuirla después.

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid) es el organismo que financia el flete del avión y aporta parte de la carga, a la que han contribuido, además, ONG españolas especializadas en ayuda humanitaria como Médicos del Mundo, Cruz Roja y Oxfam Intermon.

Durante la preparación del material con la ayuda que volará a Nepal, la responsable de relaciones institucionales de Oxfam Intermon, Lara Contreras, ha explicado a Efe que esta ONG envía 5,5 toneladas de material de agua y saneamiento, en los que se incluyen plásticos para el albergue de las personas, material para las letrinas, depósitos de agua para mantenerla potable y cubos para recogerla.

Cruz Roja ha añadido a la carga, entre otros materiales, 3.200 mantas, 1.680 toldos plásticos, 1.200 bidones de plástico plegables y 507 sets de cocina familiares.

La técnico de la Unidad de Emergencia de la Cruz Roja, Ana Costales, ha señalado que el impacto del terremoto sigue siendo "desconocido"y muchas las personas afectadas, por lo que las necesidades "son grandes".

Además, un equipo de doce bomberos españoles de la organización Bomberos Sin Fronteras viajan hoy a Nepal para la búsqueda y el rescate de las víctimas del terremoto. El vicepresidente de la ONG, Lorenzo Álvarez Rojo, ha dicho a Efe que se encuentra junto al resto de bomberos voluntarios de camino en tren a Barcelona, donde cogerán esta noche el avión hacia Katmandú (Nepal).

Álvarez ha indicado que ocho de los bomberos son de Málaga y el resto provienen de Córdoba, Albacete, Alicante y Zarauz (Guipúzcoa) así como también les acompañan dos perros de la Unidad Canina de Bomberos Sin Fronteras, uno procedente de Málaga y el otro de Córdoba.

El también integrante del equipo de bomberos voluntarios ha declarado que ésta unidad se desplaza con el objetivo de ayudar en las labores de búsqueda y rescate de aquellas personas que se encuentren sepultadas con vida.

Asimismo, el vicepresidente de la organización ha señalado que cuando pasó el terremoto se pusieron en contacto con el Gobierno español que les comunicó que como país no iban a participar en el rescate sino que iban a proceder al envío en un avión de material humanitario.

Álvarez ha subrayado que llevan trabajando en catástrofes más de dos décadas y que llevan todo su material en el tren para que en cuanto lleguen a Nepal puedan empezar a trabajar y ayudar en la zona que les asignen.

Ha manifestado que cuando estén en el lugar tendrán que hacer la inscripción en las oficinas de la ONU que tienen para tales efectos y que han programado su vuelta para el día 6 de mayo.

"Estimamos que más días no son necesarios por el tema del trabajo que vamos a realizar, si a posterior hace falta algún tipo de intervención, lo que llamamos postemergencia, ya nos plantearíamos quedarnos más días", ha destacado.

El vicepresidente ha aclarado que se refieren a "postemergencia"cuando tienen que hacer labores tales como "dar cobijo a las personas que se han quedado sin hogar para que no sufran las inclemencias climatológicas"durante el periodo del tiempo hasta que arreglen su situación así como instalar una potabilizadora de agua.