La primera colección de maquillaje de Jimmy Choo es más bien una obra escultórica

Una de las colecciones de cosmética que con más ansia estábamos esperando, acaba de llegar.

El maquillaje era uno de los pocos palos que aún no había tocado. Ahora Jimmy Choo llega y convierte los imprescindibles del bolso de cualquier mujer, como si de obras de arte portátiles se tratase, en productos muy codiciados, como ya conseguirían hace relativamente poco Hermès o Carolina Herrera.

Los artículos fetiche por excelencia de la firma de lujo siempre han sido sus zapatos y bolsos. Todo un icono de estilo con diseños modernos, atrevidos y simplemente sensacionales, pero cuidado, porque tienen competencia directa: Jimmy Choo ha hecho lo mismo con los productos de su nueva colección Seduction.

Fue hace más de dos años cuando supimos de los planes de la firma, aunque ya lo teníamos prácticamente en el olvido. Pues para sorpresa de sus fieles seguidores, acaba de lanzar su colección de maquillaje y, además, ha ampliado la de perfumes con un total de seis.

Lujosa como cada una de las piezas que elabora y de diseño inmaculado, son cada uno de los productos, aunque por el momento, la variedad no es demasiado amplia, los labiales y los esmaltes de uñas no podrían ser mejores.

En total son diez labiales de larga duración los que forman parte de Seduction Collection y nada más verlos, enamoran. Se pueden encontrar los tonos más clásicos y aclamados en todas partes del mundo y su packaging es digno de escultura a pequeña escala, una carcasa joya acabada en una bola dorada en la que predomina el empleo de este tono y del rosa.

Esta no es la única característica que les hace especiales, pues el aroma de Iris Crush, una de las fragancias de la colección, es inconfundible. Además, el relieve dibujado en el contenido del pintalabios, lo que le da la textura, es de estampado de pitón, ¿existe algo más cool? El precio de cada una de estas piezas de coleccionista (amante del maquillaje) es de 54,95 euros.

A juego, Jimmy Choo ha lanzado una gama de ocho pintauñas en tonos clásicos, aunque posee algunos más atrevidos. El bote que contiene el líquido es escultural y sigue la línea estética de los productos del resto de la colección. Está elaborado con materiales de primera calidad y esto es lo que justifica el brillo y acabado que el esmalte deja en la uña con una sola pasada. Su precio individual es de 39,95 euros.

Para terminar, la firma ha sorprendido con una línea de nada más y nada menos que seis perfumes de lujo que cuestan (cada unidad) 190 euros, y entre los que destacan el anteriormente mencionado Irish Crush, en el que predominan las notas de iris, neroli y fresia, Temting Rose, donde las protagonistas son las delicadas rosas frescas, Radiant Tuberose creado a base de nardo y flores blancas, Vanilla Love, en el que la vainilla, como su propio nombre indica, es la reina de la fragancia, I Want Oud que contiene el aroma más oriental de todos gracias a la madera de agar y el romántico Amber Kiss con cuerpo de ámbar y madera.