Balance de una semana del estado de alarma en Madrid: casi 5.000 sanciones

La Policía Municipal impuso más de 2.000 multas por no llevar mascarilla y 995 por agrupaciones mayores de seis personas

Hoy se cumple una semana desde el pasado viernes, 9 de octubre, día en el que entraron en vigor las medidas de restricción de movilidad del decreto de estado de alarma por parte del Gobierno central. Siete días en los que la Policía Municipal ha llevado a cabo numerosas actuaciones para garantizar el cumplimiento de las medidas establecidas.

En total, y según informan desde el Área de Seguridad y Emergencias que preside Inmaculada Sanz, se han interpuesto alrededor de 5.000 sanciones por diferentes conceptos. El más llamativo en cuanto a número corresponde al incumplimiento de llevar mascarilla. Se han propuesto un total de 2.075 multas solo en este sentido.

Después, los agentes han cursado desde el día 9 y hasta ayer día 15 un total de 1.609 denuncias por consumo de alcohol en vía pública, los conocidos como “botellones”. A continuación, el Cuerpo Municipal ha denunciado a un total de 995 personas por agruparse en un número superior a seis.

Otro de los incumplimientos corresponde a los horarios de los establecimientos. Hay que recordar que, según el estado de alarma vigente, el horario de bares y restaurantes termina a las 23.00 horas, con las 22.00 como hora tope para admitir nuevos clientes. Así, los agentes municipales han cursado en torno a 100 propuestas de sanción durante esta última semana.

Por último, los agentes continúan interviniendo en lo que respecta a las fiestas privadas. Como recuerdan desde el Área, solo durante este puente hubo que disolver más de 200, con concentraciones de personas superiores a las permitidas y sin medidas de seguridad, entre otros incumplimientos.

La Policía Municipal, en total, ha llevado a cabo unos 1.500 controles, que han afectado a unas 21.000 personas y a unos 17.000 vehículos. Seguridad y Emergencias destaca el “esfuerzo de los policías municipales”. Y es que, “al contrario que durante el primer estado de alarma (decretado a mediados de marzo), cuando las labores policiales se redujeron al no haber gente en la calle, ahora además de estas actuaciones de control actúan ante todo lo que pasa en la ciudad (accidentes, cortes de tráfico, hurtos, etc”.