Los 10 pueblos más bonitos de Madrid para hacer una escapada este verano: de Patones a Cadalso

La Comunidad de Madrid y su rico patrimonio artístico y natural está, ahora en verano, más vacío de turistas que nunca. Es la ocasión perfecta para visitar villas y ciudades únicas

Plaza mayor de Chinchón, en la Comunidad de Madrid
Plaza mayor de Chinchón, en la Comunidad de MadridCAM

Con la llegada del verano, las vacaciones y el final del curso escolar, se imponen los viajes. Pero también las escapadas a lo largo y ancho de la Comunidad de Madrid. Descubrir alguno de los 179 municipios de la región, sus tradiciones y su historia está al alcance de todos. De entre todas estas localidades, el portal Civitatis ha realizado su particular ranking con los diez municipios más bonitos de Madrid. Desde pequeños enclaves como Patones y Cadalso de los Vidrios a grandes ciudades como Alcalá de Henares y Aranjuez. Un recorrido en diez etapas por lo mejor que ofrece la región si lo que buscamos es alejarnos por unas horas del tráfico y las prisas de la capital.

1.- Patones de Arriba

¿Qué hay que ver? Sus casas de pizarra lo convierten en parada obligatoria dentro de la ruta por los pueblos negros de España. Un municipio con encanto para desconectar mientras se pasea por sus calles empedradas y se contempla las casitas de pizarra decoradas con flores. La ermita de la Virgen de la Oliva y la antigua iglesia de San José completan la ruta.

¿Dónde aparcar en Patones? En Patones de Arriba el aparcamiento autorizado está reservado a vecinos. Actualmente se permite el estacionamiento antes de la entrada el núcleo urbano en un camino de servicio del Canal de Isabel II hasta la señal de prohibido pero el espacio es muy limitado. Se recomienda estacionar el vehículo en Patones de Abajo y subir caminando por la senda del barranco, un trayecto que se tarda menos de media hora.

Patones de Arriba
Patones de ArribaLa Razón

2.- Chinchón

¿Qué hay que ver? Su Plaza Mayor está declarada Conjunto Histórico-Artístico. Y cuenta con mucha historia a sus espaldas: la plaza ha acogido festivales de teatro, corridas de toros, ejecuciones públicas... Su particular arquitectura nos sumerge en un espacio que aparenta un corral de comedias como el de Almagro. También es necesario descubrir el Monasterio de los Agustinos, la Torre del reloj y el Teatro Lope de Vega.

¿Por qué es célebre su licor? El anís Chinchón se viene elaborando desde el siglo XVII siempre 100% destilado y empleando desde entonces exclusivamente anís matalahúga, que le confiere el olor, sabor y finura características de este genuino y tradicional producto, del que la ciudad de Chinchón se siente tan orgullosa. Anís Chinchón posee la distinción de Denominación Geográfica, otorgada por la Unión Europea a ciertos productos con métodos de elaboración y tradición propios y diferenciadores.

La Plaza Mayor de Chinchón
La Plaza Mayor de ChinchónRicardo Rubio Europa Press

3.- Buitrago del Lozoya

¿Qué hay que ver? El portal que elabora este top ten destaca de Buitrago su ubicación como uno de sus principales atractivos: “A los pies de la sierra de Guadarrama se encuentra Buitrago de Lozoya, uno de los pueblos más bonitos de Madrid”. Con un secreto histórico por descubrir: ¿Sabíais que su muralla de origen musulmán se conserva a la perfección? “Pasear por sus calles medievales mientras contemplas la Torre del Reloj o el Alcázar es un plan perfecto para el fin de semana. El río Lozoya rodea el recinto amurallado y sobre él se alza el Puente del Arrabal, que daba acceso al centro de la ciudad”, destaca Civitatis.

Y también naturaleza Además de un rico patrimonio monumental, Buitrago tiene naturaleza. Un entorno natural que cuenta con tres áreas recreativas habilitadas para recibir a los visitantes: las de Riosequillo (con una gran piscina natural), la del Pinar y la del Jardín Medieval. Todo ello bañado por uno de los ríos claves para la capital: el Lozoya. Una localidad perfecta para una escapada de 24 horas o de fin de semana.

Buitrago de Lozoya, Madrid
Buitrago de Lozoya, MadridShutterstockShutterstock

4.- Alcalá de Henares

¿Qué hay que ver? Se trata de una de las 25 ciudades Patrimonio de la Humanidad que hay en España, reconocimiento de la Unesco por ser la primera ciudad universitaria planificada del mundo, la cual fue fundada en el siglo XVI por el Cardenal Cisneros. De la Catedral a la Universidad, de sus restos romanos de Complutum, con el Parque Arqueológico La Casa de Hippolytus a la Casa de Cervantes o el Colegio de San Ildefonso. Una paseo por la historia muy concentrado... y a un paso de la capital.

Una visita muy dulce. Para terminar el día nada mejor que un dulce. Te proponemos visitar el convento de las monjas Clarisas en la plaza de San Diego, donde empezamos nuestra ruta. En él, las monjas elaboran almendras garrapiñadas artesanalmente, las cuales venden en el mismo convento a través de un torno. Si tienes ganas de más dulce, a un paso, volviendo a la Calle Mayor, hay varias pastelerías donde puedes probar dulces típicos de Alcalá, como la Costrada o las rosquillas de Alcalá.

Plaza de Cervantes en Alcalá de Henares
Plaza de Cervantes en Alcalá de Henares AYUNTAMIENTO DE ALCALÁ DE HENARES AYUNTAMIENTO DE ALCALÁ DE HENARE

5.- Rascafría

¿Qué hay que ver? Los fines de semana parece que no hay nada más allá del «buen comer» a lo largo de la calle principal y la pradera de las Presillas los días de calor, unidos por el largo y agradable paseo por el Bosque Finlandés. Lo bueno de las rutas de senderismo en Rascafría y en sus alrededores es que ¡las hay para todos los niveles!

Museo del Traje de las Hermanas Miñambres. Además de la rica colección del atuendo de diferentes zonas de la Comunidad de Madrid y las autonomías-vecinas, otro tesoro son las propias hermanas Miñambres. Ellas te hacen la visita y te cuentan todo lo que te interese y más. Un “must” de la Sierra de Madrid.

Las piscinas naturales son una gran opción para refrescarse y comer al aire libre en los días calurosos como en las Presillas en Rascafría
Las piscinas naturales son una gran opción para refrescarse y comer al aire libre en los días calurosos como en las Presillas en Rascafría

6.- San Lorenzo de El Escorial

¿Qué hay que ver? No puede faltar un excursión a El Escorial. Seguro que ya sabes que su imponente monasterio es el principal atractivo del bonito pueblo de San Lorenzo de El Escorial, en la ladera de la Sierra de Guadarrama de Madrid, a sólo 53 kilómetros de la capital. Considerado como la Octava Maravilla del Mundo y declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Fue construido por orden de Felipe II entre los años 1563 y 1584, por un lado, para conmemorar la Batalla de San Quintín, y a su vez, para ser utilizado como panteón real de la Monarquía Española.

Y se construyó muy, muy rápido. De las enormes dimensiones del Monasterio de El Escorial, te dará una idea saber que tras su construcción en el siglo XVI en un tiempo récord de solo 21 años, se convirtió en el edificio más grande de toda Europa. Las dos estancias más importantes del Monasterio del Escorial, son el lugar histórico Panteón de Reyes y la Biblioteca, rincones que justifican sobradamente la visita del interior del monasterio.

Biblioteca del Monasterio de San Lorenzo de El Escorial. EFE/Mariscal
Biblioteca del Monasterio de San Lorenzo de El Escorial. EFE/MariscalMariscalEFE

7.- Aranjuez

¿Qué hay que ver? Está considerado como uno de los palacios más bellos de España, y se caracteriza por sus llamativos colores blanco y rojo en la fachada. También destacan en su fachada, las estatuas de los tres reyes que impulsaron su construcción: Felipe II, Felipe V y Fernando VI. Y sobre todo, además de ver los bellos interiores del complejo palaciego, visitar los jardines. Una construcción única que además, en estos tiempos de calor se agradece y mucho.

Y el Tajo... El río ha marcado a la villa y ha sido la causa de la construcción de este imponente palacio. Por eso merece una visita el Museo de Falúas. Muestra las embarcaciones usadas por la Casa Real en sus paseos de recreo y representaciones en el río Tajo durante sus visitas primaverales a Aranjuez. Se sitúa cerca del embarcadero. Y además falúas, muestra útiles de navegación, retratos y grabados.

Vista del Palacio Real de Aranjuez, Comunidad de Madrid
Vista del Palacio Real de Aranjuez, Comunidad de Madrid©Belén Imaz©Belén Imaz

8.- Manzanares el Real

¿Qué hay que ver? Está a menos de una hora en coche desde la capital. Acércate y disfruta de sus castillos, de sus ermitas, de sus fiestas... La villa abre las puertas al viajero bajo la mirada atenta de uno de los castillos mejor conservados de toda España. Una magnífica construcción renacentista sin muralla (ya que su fin era residencial). Data del año 1500 aproximadamente y aunque pertenece a los Duques del Infantado puede ser visitado.

¿Cómo llegar? Desde Madrid, en coche, toma la carretera M-607 y luego el desvío hacia la M-609. Después solo tendrás que coger la M-862 que te llevará hasta el pueblo. Si lo prefieres, en transporte público, y partiendo desde Madrid, puedes coger la línea 724 desde la Plaza Castilla o la 720 desde Colmenar Viejo.

Vista del Castillo de Manzanares de el Real
Vista del Castillo de Manzanares de el Real

9.- Nuevo Baztán

¿Qué hay que ver? Casas antiguas, fuentes, calles empedradas, jardines, iglesias y palacios forman parte de un hermoso casco histórico. Las joyas del lugar son el Palacio de Goyeneche y la adosada Iglesia de San Francisco Javier. El palacio, levantado entre 1709 y 1713 en estilo barroco, se caracteriza por su sobriedad. Sólo la torre que lo flanquea cuenta con algún motivo ornamental, como el relieve de un león, que sostiene en sus fauces un tablero ajedrezado, en alusión al escudo heráldico del Valle de Baztán (Navarra).

Una villa industrial del siglo XVIII. En el sureste de la Comunidad, a 50 km de Madrid, la villa fue fundada en el siglo XVIII por el navarro Juan de Goyeneche, que apostó por este lugar en la comarca Cuenca del Henares para establecer un asentamiento urbanístico en torno a unos de los complejos industriales más avanzados de su tiempo, en el que se fabricaban vidrio y tejidos.

Palacio e Iglesia de Nuevo Baztán
Palacio e Iglesia de Nuevo BaztánAyto Nuevo BaztánAyto. Nuevo Baztán

10.- Cadalso de los Vidrios

¿Qué hay que ver? Una gran desconocida con un relevante patrimonio artístico, que tiene testimonios tanto de los siglos de dominación musulmana como los siglos renacentistas o ilustrados. De los restos del observatorio musulmán o las ruinas de un fuerte al Palacio de Villena, que data del siglo XV, y fuentes, iglesias o palacios. Una villa entrañable en la que cabe reseñar la bonita tradición del Día del Gallito, donde se regala a los escolares un libro y un gallo de mazapán.

¿Cómo llegar? Cadalso de los Vidrios es un municipio que se sitúa a unos 80 Km al suroeste en la Comunidad de Madrid, prácticamente lindando con las provincias de Ávila y Toledo. “Cadalso” significa “lugar en alto”, algo que podemos ver en la orografía del lugar. Por otro lado, “de los Vidrios” hace referencia a la fabricación de este material que hizo famoso al municipio desde finales del siglo XII, teniendo su mayor auge en el XV.

Yacimiento de «La Mezquita» del municipio madrileño de Cadalso de los Vidrios.
Yacimiento de «La Mezquita» del municipio madrileño de Cadalso de los Vidrios.CAM