Miras pide al Estado un programa de conciliación laboral y familiar

La reactivación de la actividad deja en el aire la situación de los trabajadores en el cuidado de, por ejemplo, menores que no van a clase

López Miras pide que se extreme el control de la movilidad para que Murcia no se convierta en receptora de contagiados
El presidente regional, Fernando López Miras, y el consejero de Salud, Manuel Villegas CARM 26/04/2020 CARM

El presidente del Ejecutivo murciano, Fernando López Miras, ha considerado necesario que el Gobierno de España implemente “ya” un programa especial de conciliación laboral y familiar para aquellas personas que van a empezar a reactivar su actividad pero que tienen personas a su cargo, como los niños, que no inician todavía sus clases.

Además, cree que el Gobierno de España debe hacer planes especiales de protección para colectivos vulnerables frente a la pandemia de coronavirus, como los mayores de 70 años, antes del inicio del desconfinamiento previsto para la semana que viene

López Miras ha hecho estas declaraciones en una entrevista concedida a ‘Las Mañanas’ de TVE recogida por Europa Press, en la que también se ha mostrado partidario de prorrogar el estado de alarma si es necesario para llevar a cabo el desconfinamiento con garantías, al igual que ha apoyado “de forma leal” los anteriores estados de alarma.

López Miras ha confirmado que la Región no ha hecho propuestas todavía al Gobierno central sobre el desconfinamiennto porque no se le han pedido. “Tampoco entiendo que esté cada presidente, como ha pasado hasta ahora, diciendo públicamente nuestras propuestas y encontrando la réplica del Ministerio de Sanidad diciendo que ellos son los que van a pilotar el proceso de desescalada”, ha lamentado.

No obstante, López Miras pidió “por favor” a Pedro Sánchez que se trabajara de forma “conjunta” ese plan de desescalada. “No de forma coordinada, porque la coordinación que hemos hecho hasta ahora implica que el Gobierno de España da instrucciones y las comunidades desplegamos esas medidas que se nos indican”, ha puntualizado.

Lo que López Miras pidió a Sánchez es que la hoja de ruta fuera “participada” y que se escuchara a las comunidades autónomas, porque “no solo debemos basar esa desescalada asimétrica en los datos subjetivos que anunciaba el Gobierno de España”.

Y es que ha señalado que la Región cumple con los cuatro requisitos establecidos para iniciar la desescalada, pero “también tenemos condicionantes subjetivos y circunstancias específicas d cada territorio que deben influir”.

Por ejemplo, ha remarcado el hecho de que Murcia tenga costa, sea una comunidad "evidentemente turística y con segundas residencias"; así como la densidad de población, porque "no son lo mismo otras comunidades con mucha más extensión territorial y menos densidad de población".

Otro factor a tener en cuenta, a su juicio, es que la Región “maneja los datos menos negativos en cuanto a la cifra de contagios, que también puede ser un hándicap a la hora de la vuelta a la normalidad porque tenemos una población menos inmunizada”.

En cualquier caso, López Miras ha pedido a Sánchez que, si se pone en marcha una desescalada asimétrica, “se tienen que poner, al mismo tiempo, las medidas que garanticen la salud de las personas”. A su juicio, lo que no se puede hacer es que el desconfinamiento se inicie antes en Murcia porque tiene mejores datos y se convierta en territorio receptor de población de otras comunidades que no hayan iniciado la desescalada".

"Esto nos preocupa mucho porque, de los 100 primeros casos en la Región, 98 eran importados", ha recordado. "Estamos preocupados porque ya lo sufrimos, y cualquier medida que se tome de desconfinamiento debe ir acompañada de medidas que garanticen la salud de las personas", según López Miras.

Por ejemplo, ha recordado que propuso el pasado domingo a Pedro Sánchez “el control de la movilidad”. López Miras ha señalado que él desconoce cómo llevar a cabo este control porque las competencias son del Gobierno central y él no va a interferir en ellas. “No sé si sería con la realización de PCR a todos los que vengan de otras comunidades o con controles de movilidad, no permitiendo la entrada o salida”, ha remarcado.

Al ser preguntado por si las playas de la Región estarían preparadas para recibir ese movimiento de población, López Miras cree que es una cuestión derivada de lo anterior. “Quedan más de dos meses, y es muy precipitado poder hacer un plan para julio o agosto con la incertidumbre que genera este virus”.

No obstante, si la Región tiene unos datos que permiten abrir sus playas, se pregunta "cómo vamos a controlar que no va a llegar población de otros territorios con costa en el que no tengan datos que les permitan abrir sus playas".

Podemos generar una situación que nos lleve de nuevo a la casilla de salida, y lo que no se puede permitir ni la Región de Murcia ni el resto del país es volver otra vez a la situación de hace seis semanas”, ha concluido.

Al ser preguntado por si sería partidario de organizar las salidas de la población a pasear o a hacer deporte por horarios, al menos los primeros días, López Miras ha considerado “lógico” que los primeros pasos afectaran a los niños y que ahora salga la población general a dar pequeños paseos o practicar deporte no colectivo.

En cuanto al horario, ha explicado que cualquier decisión que él está tomando desde hace siete semanas la adopta “después de escuchar a los servicios de epidemiología de la sanidad pública”, y ha pedido a Pedro Sánchez que haga lo mismo. Por tanto, reconoce que no ha consultado a los servicios de salud pública sobre esos horarios, por lo que no sabe si sería algo positivo o no.

“Creo que, antes de tomar esa decisión el 2 de mayo, debemos de ver cómo ha evolucionado esta semana en resultados epidemiológicos el desconfinamiento de los niños, y después ir tomando decisiones, pero siempre con medidas que garanticen la salud de las personas”.

De cara a la semana que viene, cree que es importante que “cuando comience el mayor desconfinamiento se establezca un plan de protección especial para los colectivos más vulnerables”. Y es que ha recordado que más del 90 por ciento de los fallecidos en la Región tenían más de 70 años.