Salud

Urgen cambiar la estrategia de vacunación contra la covid frente a la cuarta ola

Aplazar la segunda dosis de la vacuna permitiría proteger al 100% de los mayores de 80 años a finales de semana

De aquí al 6 de abril se espera que lleguen a España más de tres millones de vacunas
De aquí al 6 de abril se espera que lleguen a España más de tres millones de vacunasDavid Oller

A pesar de que los contagios actuales son menores que al inicio de las anteriores oleadas, la experiencia ha demostrado que a los siete días de un periodo festivo el número básico de reproducción crece sensiblemente o permanece elevado. A ello hay que añadir que las perimetraciones comunitarias no parecen efectivas para reducir la curva de contagios debido a una mayor interacción social, por lo que teniendo en cuenta que la ratio ya está por encima de 1 «es previsible un crecimiento significativo de contagios en los próximos días, que aunque después decrecerá, esta bajada no será inmediata y es probable que se mantenga una o dos semanas por encima de 1», explica Rafael Cascón, investigador de la Universidad Politécnica de Madrid y uno de los cuatro autores del análisis sobre la importancia de cambiar la estrategia actual de vacunación que está previsto publicarlo en breve.

De aquí al 6 de abril se espera que lleguen a España más de tres millones de vacunas, por lo que con el fin de reducir la mortalidad este experto urge vacunar al grupo vulnerable, aplazando la inoculación de la segunda dosis y administrando la de AstraZeneca hasta los 75 años. «En las próximas semanas ese enorme volumen de vacunas podría servir para administrar casi exclusivamente la primera dosis a los más vulnerables (los mayores de 80 años, que suponen aproximadamente el 70% de los fallecidos), y así minimizar sensiblemente la mortalidad de esta cuarta ola», asegura.

Para llegar a estas conclusiones, Cascón explica que «queda un 25% de mayores de 80 años sin recibir la primera dosis, es decir, unas 700.000 personas. Por lo que si todo funcionase perfectamente, y al millón de vacunas de Pfizer y Moderna llega hoy el otro millón de dosis esperado, a final de semana se podría proteger con una primera dosis a todos los mayores de 80 años, y al 50% de la población de entre 70 y 79 años». Esto supondría tener vacunadas a más de 873.000 personas de menos de 80 años aproximadamente, algo esencial teniendo en cuenta que prácticamente no se ha iniciado su vacunación, «ya que únicamente se ha inoculado a un 4% de la población de entre 70 y 79 años según datos del Ministerio de Sanidad», precisa.

En cuanto a la vacuna de AstraZeneca, Cascón recuerda que «esta ha demostrado tener gran eficacia en mayores e incluso menores reacciones secundarias en personas de mayor edad tal y como lo avala la amplia experiencia recogida en Reino Unido».

Pues bien, el pasado jueves España recibió un millón de dosis, por lo que para reducir los índices de contagios y la mortalidad, «bastaría con empezar a vacunar al grupo de género más vulnerable entre los 70 y 75 años (el de los varones, que tienen más del doble de mortalidad que el de mujeres) posponiendo a los menores de 65 años (cuyo riesgo es aproximadamente cuatro veces inferior). Ese grupo de edad según el INE asciende a 1.020.000, por lo que también podría haber recibido en su totalidad su primera dosis antes de final de la semana, si se consiguiese poner todas las dosis disponibles con ese criterio», concluye el investigador de la UPM, uno de los autores del estudio «Efectividad de las medidas efectuadas para la contención de la pandemia y optimización de la efectividad de la estrategia de vacunación (II)», que primaba aplazar la Semana Santa para salvar vidas y la economía.

En todo caso, los investigadores comprenden todas las dificultades de diverso índole que implicaría la adopción de estas conclusiones, y entienden que evidentemente deben ser las autoridades sanitarias, con mayor conocimiento de todas las variables, las que deben guiar las medidas a adoptar.