A Tu Salud

Pacientes

CRIS contra el cáncer pide en el Congreso que se agilice el acceso a terapias CAR-T: "No tenemos tiempo"

España es líder en la UE en el desarrollo de ensayos clínicos, pero los medicamentos innovadores que derivan de ellos tardan más de 600 días en llegar a los pacientes

Pacientes de cáncer hablando en el Congreso
Pacientes de cáncer durante su intervención en el Congreso CRIS Cedida

La presidenta de la Fundación CRIS contra el cáncer, Lola Manterola, ha pedido hoy en el Congreso de los Diputados la implementación del Plan de Abordaje de Terapias Avanzadas del Sistema Nacional de Salud (SNS), aprobado en 2018, para que los pacientes con enfermedades oncohematológicas tengan acceso a terapias como las CAR-T.

"La financiación de estos medicamentos se está demorando y como media se tardan 21 meses para poderse aprobar, mientras que la ley recomendaba que fuese un máximo de 6 meses. Este retraso de la aprobación de financiación dentro del SNS está afectando principalmente a los pacientes", ha explicado Manterola durante la jornada 'Presente y futuro de las Terapias Avanzadas en España: una visión global', que se ha celebrado este jueves en la sala Clara Campoamor del Congreso de los Diputados.

Por su parte, varios pacientes han leído un manifiesto dirigido a los representes del Congreso en el que han reclamado la "implementación" del Plan de Abordaje de Terapias Avanzadas del SNS. "Necesitamos con urgencia que lo hagan porque nosotros no tenemos tiempo y nuestros oncólogos se ven frustrados al tener soluciones de cura y no poder utilizarlas", han pedido.

Asimismo, han demandado agilizar el tiempo de aprobación de los tratamientos innovadores en cáncer. "Una persona con cáncer que requiere de un tratamiento inmediato no puede esperar 700 días a que la Administración de acceso a la innovación", apuntaron.

Los pacientes también consideran necesario que "se de luz verde a las terapias que ya están aprobadas por la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés) y que ya se está utilizando en otros países". "España está a la cabeza como país en el reclutamiento de pacientes para ensayos clínicos. Contribuimos al desarrollo de los prospectos de los medicamentos innovadores, pero no tenemos acceso a ellos", añade el manifiesto.

En este sentido, los pacientes aseguran que las CAR-T son terapias vivas que evolucionan. "Nuestra supervivencia depende de la capacidad para mantenernos a la cabeza de la innovación y ser capaces de transmitir los avances a la calidad".

El tratamiento de células CAR-T es un procedimiento novedoso de inmunoterapia celular indicado en algunos tumores hematológicos. Gracias a la revolución que ha supuesto este nuevo tipo de tratamientos, los pacientes con algunos tipos de leucemias, mieloma y linfomas pueden pasar de supervivencias a largo plazo de menos del 10-20% –con años de quimioterapia, radioterapia y cirugías, y los efectos que estas conllevan– a un 40-80% con una sola intervención.

"Ahora les toca a ustedes"

La presidenta de CRIS contra el cáncer ha asegurado que desde la fundación están haciendo "todo lo posible" para que estas terapias lleguen a los pacientes y por ello ha pedido en la Cámara Baja que los representantes políticos aceleren el proceso. "Ahora les toca a ustedes, por favor, acelerar la aprobación y permitir la financiación de estas nuevas terapias para salvar miles de vidas de enfermos oncológicos españoles", ha añadido la presidenta de la fundación.

En este sentido, durante la inauguración, la presidenta del Congreso de los Diputados, Francina Armengol, ha reconocido el "magnifico" trabajo de la Fundación CRIS, que "se ha erigido como un referente en nuestro país en investigación contra esta enfermedad". "Me comprometo a intentar ayudar por eso creo que son muy pertinentes estas jornadas en las que se debatirá específicamente sobre las terapias avanzadas. La ciencia es un bien común de toda la humanidad y el acceso al conocimiento es un derecho universal. El conocimiento científico ha de ser accesible, transparente y aprovechable, para que impacte directamente en una sociedad en perpetua transformación. Apostar por ello es un trabajo importante que nos compete a todos. Debe ser un objetivo prioritario para nuestro país que cualquier persona tenga acceso a las terapias más punteras e innovadoras", manifestó.

"Que llegue rápido a los pacientes"

Representantes de las principales sociedades médicas implicadas en el abordaje del cáncer han estado presentes en la jornada y han demandado que se reforme la aprobación y la financiación de nuevos fármacos que tienen acceso rápido de la EMA. Así, César Rodríguez, presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), ha destacado que las terapias avanzadas "son la punta de lanza de un problema, como la accesibilidad a la medicina de precisión por parte de los ciudadanos, que hay que abordar con seriedad". "España es pionera en la investigación clínica del cáncer a nivel mundial, sin embargo, una vez que termina la fase de investigación, tenemos dificultades para acceder a aquello mismo en lo que hemos participado desarrollando. Participamos en la investigación y luego resulta que nos dejan con la miel en los labios", ha explicado.

Asimismo, el jefe del servicio de Hematología y Hemoterapia del Hospital Universitario 12 de Octubre y director científico de la Fundación CRIS contra el cáncer, Joaquín Martínez, ha reclamado "la aprobación urgente de los tratamientos CAR-T que están ya aprobados por la EMA y que están pendientes de financiación. Son fármacos rompedores, que van a aportar mucho. Nos gustaría que se reformara y que se siguiera el modelo, por ejemplo, de Francia", ha añadido.

El país galo aprobó el pasado mayo el llamado "decreto de Acceso Directo" con el objetivo de acortar el tiempo entre la aprobación de tratamientos innovadores y su disponibilidad para los pacientes. Se trata de un "pase" de acceso temprano al mercado sin esperar a que finalicen todos los trámites hasta la comercialización oficial. Por ahora se trata de una iniciativa de dos años de duración pero, si los resultados son positivos, podría generalizarse en 2025.