MENÚ
martes 20 agosto 2019
19:14
Actualizado

Ya es posible detectar el Síndrome de Down con un análisis de sangre

Investigadores han creado un sensor que detecta, de una forma más temprana y ventajosa, en el ADN el gen que provoca la alteración.

  • Dos niños con Síndrome de Down en una escuela
    Dos niños con Síndrome de Down en una escuela /

    Alberto R. Roldán

Tiempo de lectura 2 min.

14 de febrero de 2019. 13:32h

Comentada
Andrea Arce.  13/2/2019

El Síndrome de Down es el trastorno genético más habitual entre los recién nacidos. Tanto, que se repite en uno de cada 700 nacimientos, según datos del Centro de Control de Enfermedades y Prevención de los Estados Unidos. Hoy en día, existen métodos para detectar si el feto nacerá con esta alteración genética, aunque el procedimiento entraña riesgos tanto para la madre como para el neonato. La más común es la amniocentesis, la extracción de una pequeña parte del líquido amniótico por medio de una punción lumbar. Sin embargo, un grupo de investigadores ha hallado la manera de descubrirlo de una forma más segura. ¿Cómo? Centrándose en el ADN de la madre.

Se trata del desarrollo de un nuevo y sensible sensor que detecta el ADN del Síndrome de Down en la sangre de las mujeres embarazadas, según informan los resultados publicados en la revista de la American Chemical Society (ACS) “Nano Letters”. El síndrome de Down, que es caracterizado por diferentes problemas intelectuales y de desarrollo, presencia una copia adicional del cromosoma 21. Para detectarlo, las mujeres embarazadas pueden realizarse ecografías o pruebas de sangre, pero las tasas de diagnósticos erróneos son altas. Por ello, Zhiyong Zhang y demás investigadores han buscado desarrollar una prueba que fuese más rápida, más sensible y, sobre todo, más rentable que, a su vez, también pudiera detectar las concentraciones elevadas de ADN del cromosoma 21 con una muestra de sangre de las madres.

Así pues, los expertos utilizaron sensores compuestos de nanopartículas a los que, acto seguido, el equipo agregó fragmentos de ADN del cromosoma 21. Esto significa que éste puede detectar concentraciones de material genético muy bajas. Del mismo modo, los investigadores dicen que la prueba podría usarse para comparar los niveles de ADN del cromosoma 21 en la sangre con la de otro cromosoma, como el 13, para determinar si hay copias adicionales, lo que sugiere que un feto tenga o no Síndrome de Down.

Últimas noticias