Llega a Movistar+ la segunda temporada de «Vergüenza»

La ficción, creada por Álvaro Fernández-Armero y Juan Cavestany, llega este viernes 30 con su segunda temporada

  • Presentación de la segunda temporada de «Vergüenza» de Movistar+
    Presentación de la segunda temporada de «Vergüenza» de Movistar+
Madrid.

Tiempo de lectura 2 min.

29 de noviembre de 2018. 18:40h

Comentada
Luis Díaz.  Madrid. 29/11/2018

ETIQUETAS

Una comedia que, en lugar de provocar risa, genera malestar, ganas de apagar la televisión o bajar la pantalla del pórtatil y salir a coger un poco de aire. Con esa pretensión fue diseñada «Vergüenza», ficción creada por Álvaro Fernández-Armero («Las ovejas no pierden el tren») y Juan Cavestany («Gente en sitios»), una serie original de Movistar+, que este viernes 30 pondrá a disposición de sus abonados su segunda temporada.

En la presentación ante los medios, a la que acudieron parte del elenco y los dos creadores, Fernández-Armero aseguró: «Hemos tratado de condensar el humor de la primera temporada pero usando un escenario más amplio que nos permitiera hacer crecer los personajes de Nuria y Jesús y su entorno». Para lograr esto, Jesús (Javier Gutiérrez) dejará de hacer reportajes de bodas para dedicarse a buscar el lado artístico de las fotos de platos combinados. Mientras, Nuria (Malena Alterio) y él deben enfrentarse al cuidado de sus dos hijos, uno biológico y otro adoptado, lidiar con los otros padres y luchar con su incapacidad de hacer el ridículo.

A pesar de que todavía no hay confirmada una tercera temporada, Javier Gutiérrez confiesa su alegría ante la llegada de operadoras como Movistar+ o Netflix -con la que acaba de firmar un reciente acuerdo para realizar «Hogar», cinta que protagonizará junto a Mario Casas. «Bienvenido todo este mundo de plataformas, porque estos últimos años había una escasez de producciones y en nuestro sector lo hemos acusado muchísmo [...]. Y de repente ha habido como una renovación de todo eso y esta época de bonanza y de estrenos es una bendición», dice Gutiérrez.

En un momento complejo para el humor, en especial el que toca temas identitarios o con los que la sociedad se ha sensibilizado, Fernández-Armero no tiene miedo a reconocer que a él le «aterra» vivir un caso como los de Rober Bodegas o Dani Mateo, ya que su intención al escribir el guión era «hacer reír y ya está».

En cuanto a Gutiérrez, afirma que él no tiene miedo a que esto ocurra, porque confía en la capacidad de los espectadores para, según él, «discernir hasta dónde llega el personaje y hasta dónde llega la opinión del actor [...]. Creo que estamos viviendo un momento muy pacato, muy preocupante, en el que corre un riesgo grave la libertad de expresión».

La reducción de capítulos, que pasa de los diez de la primera entrega a seis, se debe, según Cavestany, a que esta «Es una temporada más narrativa, más compacta, que pone el énfasis allí donde es necesario», evitando así que el resultado acabe siendo una sucesión de sketchs. Para compensar esta reducción de metraje, los responsables de la cadena han adelantado que habrá un especial de Navidad, que se estrenará el 24 de diciembre, situado entre la primera y la segunda temporada.

Últimas noticias