Acuerdo entre Globalvia y Bird para impulsar la movilidad sostenible mediante la conexión del transporte público y los patinetes

El objetivo es promover la interacción entre los sistemas de movilidad

Impulso a la movilidad sostenible para transformar los desplazamientos por Sevilla mediante la conexión del transporte público y los patinetes eléctricos. El acuerdo de colaboración entre Globalvia, líder en gestión de infraestructuras, y Bird, líder en servicio de alquiler de patinetes eléctricos, marca tendencia para implantar la multimodalidad conectada como eje de la vida urbana. La iniciativa se alinea con las estrategias europea y municipal para que la colaboración entre operadores acelere el uso por la población de medios sostenibles y se reduzca la contaminación causada por tráfico en vehículo privado.

Globalvia, una de las empresas líderes mundiales en la gestión de concesiones de infraestructuras de transporte, accionista mayoritario de Metro de Sevilla desde 2014, impulsa el desarrollo y consolidación de la movilidad sostenible y conectada como eje vertebrador de los desplazamientos por la ciudad. Con el fin de acelerar esa transformación, y marcar tendencia, ha llegado a un acuerdo de colaboración con la empresa norteamericana Bird, de patinetes eléctricos en la vía pública para su uso mediante la reserva y pago con móvil. El objetivo es promover la interacción entre el transporte público para desplazamientos largos, y el patinete eléctrico en distancias más cortas para cubrir el trayecto a cubrir completo de una persona en sus necesidades de movilidad cotidianas.

La colaboración entre los diversos sistemas de infraestructuras y vehículos no solo aporta directamente ventajas a la ciudadanía por las nuevas formas individuales de transporte, sino que ofrece además soluciones integradas para resolver cualquier tipo de movimiento que se desee hacer. La digitalización de la movilidad mediante plataformas de operadores de multimodalidad aporta a las Administraciones Públicas un cúmulo de datos e indicadores muy valiosos que permiten conocer y gestionar mucho mejor el funcionamiento de las ciudades, como, por ejemplo:

-Analizar las incidencias del día a día y la planificación de su ordenación urbana y de sus equipamientos.

-Mejorar la eficiencia en la adecuación de oferta y demanda en cualquier zona del territorio, a cualquier hora y para cualquier segmento de población. Tanto la radicada en el municipio como la vinculada desde el entorno metropolitano, así como la que acude en viajes de negocio o de turismo.

Como señala Sergio Díez, director del Connected Mobility Hub, fundado en Sevilla, “para acelerar el tránsito hacia la creación en las ciudades de zonas de bajas emisiones, donde la ciudadanía pueda disfrutar de más espacios y se limite el uso del vehículo privado, es imprescindible activar y fomentar todas las opciones de movilidad compartida. Sevilla ha entendido a la perfección esta situación y el concurso público lanzado recientemente para otorgar autorizaciones a empresas de movilidad compartida es la prueba de ello”.

Globalvia considera que las asociaciones entre modalidades de transporte son el futuro de la movilidad en las ciudades. Lo explica Fernando Vallejo, Director de Innovación y Sistemas de Globalvia: “El transporte público es y tiene que ser más aún la espina dorsal de la movilidad. Las nuevas formas de movilidad, como los patinetes eléctricos compartidos, son un complemento perfecto al transporte público en Sevilla. Integradas a golpe de ‘clic’ para que el ciudadano planifique de una sola vez su itinerario, aportan más eficiencia, más flexibilidad y una capilaridad infinita”.

Sevilla está alineada y comprometida con la ‘hoja de ruta’ marcada desde Naciones Unidas y Comisión Europea para la transformación de los modelos urbanos de tráfico y transporte, y convertirlos en sistemas de movilidad sostenible, conectada, compartida e inclusiva, que contribuyan decisivamente a eliminar las emisiones contaminantes y a disfrutar mejor del espacio público. El Ayuntamiento hispalense ha establecido las bases para un proyecto piloto, durante 18 meses, de implantación en la ciudad de los patinetes eléctricos como servicio de vehículos compartidos de movilidad personal. Cada una de las dos empresas que sean seleccionadas en el concurso, al que se han presentado Globalvia y Bird en el marco de esta colaboración, pondrá en servicio una flota de 1.000 patinetes, con aparcamientos autorizados, y cuyas prestaciones y disponibilidad estén basadas en una operativa de datos abiertos.

En ese sentido, la alianza entre Globalvia y Bird pretende ser tenida en cuenta como referencia para ayudar a diseñar la movilidad del futuro en Sevilla. Para Toni Riera, Director General de Bird en España, “entendemos la necesidad de trabajar con la Administración Local y con partners como Globalvia para operar de manera ordenada, ofreciendo la máxima seguridad y con el mínimo impacto medioambiental. Globalvia es en Sevilla el partner ideal por su experiencia en contratos de concesiones de infraestructuras de transporte y por su conocimiento de la ciudad de Sevilla”.

Globalvia quiere que el trabajo conjunto con Bird sea parte de la solución para materializar en Sevilla la multimodalidad mediante la colaboración entre todos los operadores de trenes, autobuses, coches, taxis, motos, bicicletas, patinetes, etcétera. Es la accesibilidad rápida y cómoda que favorece tanto al usuario como a los organismos encargados de velar por la eficiencia de los sistemas generales de movilidad. Para ello, a finales de septiembre Globalvia pretende lanzar de la mano de Meep la primera plataforma de multimodalidad en Sevilla: Meep by Globalvia. Facilitará que cualquier persona, desde su ‘smartphone’, planifique mejor su desplazamiento, porque dispondrá de modo integrado de toda la información sobre las opciones y combinaciones de transporte público y privado. En una segunda fase, ha de ofrecer similar capacidad integradora para el pago desde una sola app por usar cualquiera de esos medios.

Estrategias de ciudad

Estas iniciativas, mediante la implementación de soluciones tecnológicas fácilmente manejables, contribuyen a:

-El fomento del transporte público con movilidad sostenible como eje de la vida cotidiana durante todo el año. Tal como marca el Plan Estratégico de Sevilla.

-La delimitación de zonas de bajas emisiones donde se haga compatible la garantía de disponer de medios de transporte y la reducción del tráfico para vehículos privados contaminantes. Objetivos del Plan Sevilla Respira.

-El desarrollo de la economía y de la sociedad basado en la creación de innovación, como impulsa el Connected Mobility Hub, fundado en Sevilla, y que aglutina a empresas, tecnólogos, inversores, startups y consorcios de numerosas ciudades.

-El reto de contribuir a la lucha contra el cambio climático con un modelo de urbanismo y consumo 100% renovable y autosuficiente, como se experimentará en el distrito Cartuja con el proyecto e-City.

-La aceleración a la que obliga la pandemia del coronavirus para que en las grandes ciudades exista una mayor oferta de medios de transporte más seguros para la prevención de los contagios. Prioridad incluida en el Green Deal, prioritaria estrategia política de la Comisión Europea durante los próximos años para la recuperación sanitaria y económica.

Desde Globalvia, su Director de Innovación y Sistemas, Fernando Vallejo, subraya que “la micromovilidad es el complemento perfecto al transporte público para ofrecer a los ciudadanos la mejor experiencia, solventando retos como los de dar cobertura al primer y último tramo del itinerario y haciendo de las ciudades lugares más sostenibles”.

Partenariado de primer nivel

Las alianzas entre empresas especializadas en diversas modalidades del transporte urbano son un salto cualitativo en el ecosistema de la movilidad en Sevilla. No en vano se sustentan en:

-La experiencia y prestaciones de Globalvia gestionando 25 concesiones de infraestructura de transporte en 7 países (España, EEUU, Irlanda, Portugal, México, Costa Rica y Chile), y consiguiendo que Metro de Sevilla culminara el ejercicio 2019 con una cifra récord de casi 17 millones de pasajeros.

-El desarrollo de la actividad de Bird en 22 ciudades de Europa y 56 de EEUU, convirtiéndose en la compañía líder en el sector de los patinetes eléctricos de pago por uso.

-La pujanza de startups españolas como Meep, cuya app integradora de los medios de transporte ya se utiliza para en Lisboa, Malta, Valencia y Málaga.