Vox expulsa a su portavoz en Jaén, de baja médica desde enero

La dirección nacional del partido de Abascal ha comunicado al Ayuntamiento la inhabilitación de Salud Anguita, que ya fue no adscrita tras abandonar Cs

Salud Anguita (en el centro) cuando formaba parte de Cs
Salud Anguita (en el centro) cuando formaba parte de Cs

La dirección nacional de Vox ha remitido un escrito al Ayuntamiento de Jaén en el que comunica la inhabilitación de su hasta ahora portavoz municipal Salud Anguita al tiempo que pide su paso como concejala no adscrita. El escrito recoge también la decisión del partido de que sea Manuel Ureña el que a partir de ahora ejerza como portavoz. Actualmente Anguita lleva desde el pasado mes de enero de baja médica y sin acudir al Ayuntamiento. Ahora deberá ser la propia Salud Anguita la que se pronuncie y decida si acepta su paso a concejala no adscrita o renuncia al acta de concejal.

El escrito, al que ha accedido Europa Press y que recogen este jueves otros medios provinciales, viene rubricado por la Dirección del Área de Comunicación Intermunicipal de Vox, y comunica que el partido ha acordado respecto a Salud Anguita “la suspensión de los derechos como afiliada y la inhabilitación para desempeñar cargo y/o función en representación del partido político Vox durante un periodo de dos años”.

Por ello, solicita al Ayuntamiento que le asigne la condición de concejala no adscrita y que se designe al concejal Manuel Ureña como portavoz de la formación, con dedicación exclusiva y con los efectos retributivos que se deriven de ello.

Asimismo, la dirección nacional indica que permanecerá como hasta ahora el resto del personal eventual contratado y adjunto al grupo “en las mismas condiciones otorgadas en su día”, extremos éstos que no dependen del partido, sino del Ayuntamiento. Con la inhabilitación de Anguita, el grupo municipal de Vox en el Ayuntamiento de Jaén, pasa a estar conformado por un único concejal.

El proceso sancionador a Salud Anguita se abrió en 2020 como consecuencia de varias denuncias internas, entre ellas la del diputado de Vox por Jaén, Francisco José Alcaraz, que la acusaba, entre otras cuestiones, de “engaños, difamaciones, insultos, mala praxis y amenazas de expulsión a distintos afiliados, cargos orgánicos y cargos electos del partido”. El resto de denuncias iban en la misma línea.

Como partido, Vox en la provincia de Jaén lleva en manos de gestoras desde 2019, cuando dimitió más de la mitad del comité ejecutivo provincial para forzar la salida de su entonces presidenta, Salud Anguita. En aquel momento, la dirección nacional del partido puso en marcha una gestora y volvió a poner al frente a Salud Anguita.

Tras el verano del año pasado el partido impulsó un proceso de primarias y dos candidaturas lograron los avales necesarios para concurrir, la de Salud Anguita y la de Gerardo Aceituno. En septiembre de 2020, el comité electoral decidió anular el proceso, “tras haber constatado la existencia infracciones de normas internas que han enturbiado el proceso electoral”.

El siguiente paso lo dio el Comité Ejecutivo Nacional de Vox en noviembre de 2020 cuando nombró gestor provincial a Eugenio Ismael Rodríguez, la persona que se ha mantenido al frente del partido en la provincia hasta que se ha nombrado en marzo una nueva gestora presidida por Benito Morillo.

No es la primera vez que Salud Anguita ha sido concejala no adscrita en el Ayuntamiento de Jaén. Anguita concurrió como candidata de Ciudadanos en 2015, formación que obtuvo tres concejales en el consistorio jiennense y siete meses después de tomar posesión de su cargo abandonaron poco antes de ser expulsados la formación naranja y se pasaron al grupo de no adscritos. De esta forma, durante el pasado mandato, Anguita apoyó puntualmente al PP en el gobierno local.