La ANC celebra elecciones internas con la unilateralidad como horizonte estratégico

La entidad separatista apuesta por dar validez a la declaración de independencia de 2017

Manifestación en Bruselas del independentismo catalán
Manifestación en Bruselas del independentismo catalán

La Asamblea Nacional Catalana celebrará a partir de mañana elecciones internas, que se alargarán hasta el sábado. No se esperan grandes cambios en esta votación, que se desarrollará de manera telemática: todo apunta a que la actual presidenta, Elisenda Paluzie, renovará su mandato tras dos años en los que la entidad ha asumido la vía unilateral como horizonte estratégico y ha impulsado la plataforma Eines de País, a través de la cual ha conquistado espacios de poder de renombre, como la Cámara de Comercio de Barcelona, o ha ganado fuerza en el ámbito sindical.

Paluzie ganó las elecciones de hace dos años -18 de marzo de 2018- con ventaja sobre el segundo, Joan Canadell –ahora presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona-. Durante este tiempo, la ANC ha mantenido su capacidad de movilización, pero ha perdido influencia en el escenario político. En esta sentido, en pleno contexto de reconfiguración estratégica de los propios partidos, la entidad independentista ha tomado una línea en muchas ocasiones diferenciada tanto de Esquerra -principalmente- como de JxCat.

La nueva hoja de ruta de la ANC, organización nacida en 2012 para impulsar el “procés” que ha tenido como presidentes a Carme Forcadell –expresidenta del Parlament, ahora en prisión- y Jordi Sánchez -dirigente de JxCat y ahora en prisión-, se aprobó el pasado 5 de mayo de 2019 en una asamblea celebrada en Tarragona e impuso como apuesta estratégica dar prioridad a la vía unilateral y dar validez a la Declaración Unilateral de Independencia del 27 de septiembre de 2017, publicándola en el Diari Oficial de la Generalitat (Dogc).

¿Y cuándo se proclamaría la independencia, según el plan de la ANC? Si las fuerzas independentistas lograran superar el 50 por ciento de los votos en las próximas elecciones catalán, que se celebrarán previsiblemente en los próximos meses. De lograr ese apoyo, Paluzie ya advirtió que no habrá “excusas” para declarar la secesión.

Con Paluzie como principal favorita para la victoria, aparecen otros aspirantes también destacados. Entre ellos, el exlíder de la CUP en el Parlament, Antonio Baños, aunque no parece con suficiente fuerza interna como para vencer a la actual presidente. También destacan nombres como Adrià Alsina, exdirector de comunicación de la entidad con Jordi Sánchez; David Fernández, del Cercle Català de Negocis -asociación empresarial independentista-; o Montserrat Soler, de la Cámara de Comercio -preside la Comisión de Formación-.

En total, se presentan 116 candidatos para el Secretariado Nacional, compuesto por 77 miembros. Una vez votado, el Secretariado Nacional, en sesión plenaria, escoge a la dirección -Comité Permanente-.