Quim Arrufat dejó la CUP con una denuncia interna por agresión sexual

El exdiputado abandonó la formación el año pasado por estos presuntos casos, según avanza el diario “Ara” y confirma el partido

El exdiputado en el Parlament Quim Arrufat dejó la CUP el año pasado cuando “se encontraba en medio de un proceso de gestión de agresiones machistas” y mientras se gestionaban a través del protocolo de la formación, informa la CUP este domingo en un comunicado.

Lo ha dicho después de que el diario “Ara” haya publicado que Arrufat se marchó de la CUP en abril del 2019 con dos denuncias internas por casos de presuntos abusos sexuales, uno de ellos una agresión: un caso se dio en 2014 y otro en los últimos meses de Arrufat en la CUP, según este periódico.

La formación dice en el comunicado difundido esta noche que su protocolo sobre agresiones implica confidencialidad, por lo que guarda “el anonimato de la persona agredida para evitar victimizarla doblemente”, y añade que la CUP apoyaría la decisión de toda agredida de emprender otras vías de denuncia.

“Asumimos y reconocemos que se dan casos de agresiones en el seno de la organización y que la CUP no es ajena al patriarcado”, afirma el partido, y recalca que por eso tiene un protocolo propio y una comisión que gestiona las denuncias.

Según el diaro “Ara”, los dos presuntos casos a los que alude la noticia no se denunciaron ante la justicia, sino que se trataron en esa comisión.