Alerta en Valencia por el partido contra el italiano Atalanta

Miles de aficionados del equipo transalpino (con base en la zona cero del coronavirus) viajarán el día 10 de marzo hasta la capital valenciana. El club valenciano, a la espera de que las autoridades sanitarias y la UEFA decida si suspende el encuentro

FOOTBALL - UEFA CHAMPIONS LEAGUE - 1/8 - ATALANTA v VALENCIA
Ferrán Torres del Valencia CF y José Luis Palomino, del Atalanta BC durante el partido que se celebró la semana pasada en ItaliaALESSIO MORGESE / DPPI / AFP7 / Europa Press ALESSIO MORGESE / DPPI / AFP7 /

El coronavirus ha llegado a las puertas de Europa aislando a Italia, donde ya son siete las víctimas mortales y más de 200 los contagiados y donde se han cerrado las escuelas durante la semana próxima en regiones como Lombardía, Véneto y Piamonte.

La epidemia se extiende y más allá de los efectos sanitarios, el brote está poniendo en peligro la celebración de eventos como el Carnaval de Venecia, que ha sido suspendido; partidos de fútbol de la liga italiana, que han sido aplazados hasta nuevo aviso; o los encuentros de la Champions League, que se hallan en la cuerda floja.

Ese es el caso del próximo choque entre el Valencia C.F. y el Atalanta transalpino que está previsto que se celebre el próximo 10 de marzo. La Atalanta Bergamasca Calcio es un club de fútbol italiano de la ciudad de Bérgamo, en Lombardía, uno de los nuevos focos de infección del coronavirus.

Hasta la zona viajaron el pasado día 19 más de 2.300 valencianistas para ver el partido de ida de los octavos de final de la Champions. No hubo problemas para su entrada ni se sometieron a controles aeroportuarios más allá de la toma de temperatura de todos los pasajeros que desembarcaron en Milán, ya que la alarma no había llegado a los niveles en los que se encuentra actualmente. La duda ahora es qué tipo de medidas de seguridad se les aplicará a los aficionados del Atalanta que tienen previsto viajar dentro de dos semanas a Valencia.

Por su parte, fuentes del Valencia C. F. han informado de que se encuentran a la espera de que las autoridades sanitarias (Ministerio, OMS, y Europa) y la UEFA decidan si suspenden el encuentro. “Es una cuestión que va más allá del fútbol. No son los clubes los que deciden si se suspenden los partidos". Con todo, declaran que dentro del club existe calma y se someterán a las decisiones que tomen los responsables de la gestión de la alerta sanitaria.

La semana pasada, el presidente de la Federación Mundial de Medicina Tropical, Santiago Mas-Coma, recordaba que el “riesgo más grande” de transmisión del coronavirus se encuentra en las aglomeraciones, que a su juicio “hay que evitar”. En una entrevista con la Agencia EFE, Mas-Coma, catedrático de Parasitología de la Universitat de València y experto de la Organización Mundial de la Salud (OMS), explicaba que aunque parece que la mortalidad del COVID-19 es inferior a la del SARS, lo que preocupa es “su capacidad de transmisión, y el riesgo más grande son las aglomeraciones donde la gente está muy apretada”, algo que se ha comprobado en varios cruceros y que se da en los encuentros deportivos. “Hay que evitar las aglomeraciones y lavarse a menudo las manos o taparse la boca al toser para no afectar a otras personas". Estas son algunas de las medidas que pueden ir bien, ya que el COVID-19 tiene unas características epidemiológicas muy parecidas a los virus gripales.

Con todo, apunta que en España las cosas se están haciendo “muy bien. Se aprendieron las lecciones de lo que sucedió con el ébola, el Ministerio se está apoyando en los expertos y el tema esta en manos de Fernando Simón, un gran epidemiólogo”.

No obstante, lo que más teme la OMS, según Mas-Coma, es que este virus llegue a países donde el sistema nacional de salud no tenga la capacidad que tienen los más desarrollados, a lugares donde las aglomeraciones de gente son muy pronunciadas y la transmisión “podría verse enormemente facilitada”."Si se nos escapa en estos países, la cosa puede ser difícil".