“En Benigànim estábamos esperando el confinamiento. Confío en todos los vecinos”

La incidencia de la covid ha pasado de ser de 34,24 por cada 100.000 habitantes a una incidencia de 994,46

La alcaldesa de Benigànim, Amparo Canals (PSPV-PSOE), ha admitido que en cierta medida el municipio ya esperaba alguna medida restrictiva como el confinamiento impuesto desde este lunes debido al repunte de contagios, y ha señalado que confía en la responsabilidad de los vecinos para detenerlos.

En declaraciones a Efe, Canals ha explicado que ha estado en contacto con la consellera de Sanidad, Ana Barceló, desde el domingo, y que estaba advertida de que “cabían otras posibilidades si la cosa empeoraba”, como finalmente ha sucedido en la primera medida de este tipo que se toma en la Comunitat desde la finalización del estado de alarma.

”Esta mañana nos hemos reunido la totalidad de concejales, tanto del equipo de gobierno como de la oposición, para informar sobre la resolución adoptada por la Conselleria de Sanidad. Confío en la responsabilidad de mi pueblo, en que estén con su entorno más cercano y con nadie más”, ha señalado

”Seguro que 14 días pasan rápido en comparación con los tres meses anteriores de encierro -ha añadido-. Hemos de parar esta cadena de transmisión, que ya es comunitaria, como ha dicho la consellera, y hacerlo bien para tratar de volver cuanto antes a la normalidad”.

Según ha explicado la alcaldesa, el confinamiento del municipio no afecta a quienes hayan de desplazarse para acudir a su puesto de trabajo en otros municipios, si bien ha recomendado a este grupo de personas que dispongan de una autorización o de algún justificante facilitado por sus empresas.

Por el momento, la mayoría de los casos detectados, alrededor de 80, son asintomáticos o muy leves, ha detallado la alcaldesa.

Por su parte, el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha señalado en declaraciones a la Ser que, si bien el caso de Benigànim no ofrece “una gravedad enorme”, el objetivo ahora de Sanidad es intentar minimizar esa situación a la que se encaminaba el municipio.

Asimismo, ha reiterado que, “si es necesario”, la Generalitat adoptará esta medida en otros enclaves de la Comunitat Valenciana si es para restringir los contagios y si ve que estos se pueden propagar “más allá de lo razonable”.

La Conselleria de Sanidad ha decidido confinar el municipio valenciano de Benigànim -de alrededor de 5.800 habitantes- durante 14 días naturales por el incremento de casos de covid-19 en la última semana. La incidencia de la enfermedad, ha pasado de ser de 34,24 por cada 100.000 habitantes en la semana que finalizó el 16 de agosto, a una incidencia de 994,46 en los últimos siete días, en los que se ha producido la pérdida de trazabilidad de los casos.

La decisión, que según la consellera Ana Barceló ha sido “difícil pero necesaria”, se ha tomado después de haberse detectado 51 positivos en las 196 pruebas que se hicieron el pasado lunes a los vecinos de la localidad -un proceso que se inició tras detectar inicialmente 24 contagios-.