Baloncesto

Llull y el orgullo mantienen al Madrid vivo en Europa

Monumental remontada (80-76) del equipo de Laso para forzar el cuarto partido ante el Anadolu Efes. El acierto exterior en el último cuarto acabó con la superioridad de los turcos

Llull fue la pieza decisiva para la remontada del Madrid ante el Anadolu Efes en el tercer partido de la serie
Llull fue la pieza decisiva para la remontada del Madrid ante el Anadolu Efes en el tercer partido de la serieMariscalEFE

Cuando la temporada en Europa expiraba, Llull y el Madrid se empeñaron en que querían más. “Siempre he creído en este equipo y cuando vistes esta camiseta tienes que pelear hasta el final”, aseguraba Llull en DAZN con los ojos fuera de las órbitas después de una remontada monumental. Con el Anadolu Efes habiendo abusado durante dos partidos y los tres primeros cuartos del tercero, el Madrid tiró de orgullo para seguir vivo al menos 48 horas más. Del -27 en el primer partido se pasó al -23 en el segundo y a una desventaja de quince puntos en el tercero. Cuando la eliminatoria expiraba, el Madrid resucitó agarrado a Llull, a su carácter y a un acierto exterior que no había existido en toda la serie. En el capítulo de despedida, otra vez sin Tavares por sus problemas en el pubis, el Madrid, compitió y culminó una remontada que muy pocos al margen del equipo esperaba.

El 30-45 del tercer cuarto y la sensación de dominio mostrada por los turcos tenía a los de Laso con la soga al cuello. Daba igual que Larkin se hubiera tomado la tarde libre, Beaubois (18 puntos) y sobre todo Micic (29 puntos, 6 asistencias y 3 rebotes). El serbio manejó el partido a su antojo hasta que Llull alzó la voz y el Madrid se enganchó al alma de su equipo. Fue en un último cuarto digno de las mejores noches europeas de la “era Laso”. Con el Efes mandando siempre por una diferencia que rondaba los diez puntos, Llull empezó a soltar la muñeca. Comenzó de manera intermitente. Intercalando errores con algunos aciertos hasta que se desató y el efecto contagio en el equipo fue inmediato. Ayudaron y mucho las defensas alternativas que planteó Laso. El Efes dejó de anotar con facilidad. Micic dejó de gobernar el partido y de un 61-74 se pasó a una igualdad desconocida en la serie gracias a un parcial de 11-2 (72-76) con poco más de dos minutos por delante. Llull se había desatado, sus compañeros empezaban a creer y la sensación de superioridad de los turcos más de 110 minutos se esfumó. Un triple más de Llull -el cuarto- y otro de Rudy -el primero en cinco intentos- pusieron al Madrid por delante a menos un minuto para acabar. Lo que parecía poco menos que un milagro era una realidad. Los turcos se quedaron maniatados y la serie sigue viva... de momento hasta el jueves.

80. Real Madrid (15+13+20+32): Alocén (0), Carroll (7), Abalde (11), Garuba (10) y Tyus (10) -quinteto titular- Llull (20), Thompkins (8), Causeur (9), Rudy (3), Vukcevic (0), Taylor (2) y Laprovittola (0).

76. Anadolu Efes (15+23+20+18): Larkin (6), Micic (29), Simon (3), Moerman (0) y Sanli (7) -quinteto titular- Singleton (4), Beaubois (18), Dunston (9), Pleiss (0) y Anderson (0).

Árbitros: Lamonica (Ita), Rocha (Por) y Panther (Ale). Sin eliminados. Técnica a Micic.

Incidencias: WiZink Center de Madrid. Tercer partido correspondiente a los cuartos de final de la Euroliga.

Cuartos de final al mejor de cinco partidos: Real Madrid, 80-Anadolu Efes, 76 (1-2); Armani Milán-Bayern Múnich (2-0); Zenit-Barcelona (1-1; mañana, 19:00, DAZN) y Fenerbahçe-CSKA (0-2; mañana, 19:45, DAZN).