Fútbol

El motivo por el que Piqué no estuvo en la cena de Messi en Barcelona

La mala relación entre el argentino y el capitán blaugrana es un secreto a voces en Barcelona. Muchos consideran a Piqué el responsable de la salida de Messi y le acusan de “traidor”

Gerard Pique
Gerard Pique FOTO: AFP7 vía Europa Press AFP7 vía Europa Press

Que la relación entre Gerard Piqué y Leo Messi no es buena es un secreto a voces en la Ciudad Condal y quedó de manifiesto en la cena celebrada en Barcelona por el cumpleaños de Xavi. El encuentro fue entre amigos. Además de Xavi, acudieron a la cena Sergio Busquets, Jordi Alba y Leo Messi, que ha vuelto unos días a Barcelona después de volver a jugar con el PSG este pasado fin de semana. Pero Piqué no era bienvenido. El central blaugrana no estuvo presente avivando una vez más los rumores de mala relación con el argentino, que hace meses incluso le acusó de traición.

Desde que se marchó a París, el argentino ha pisado Cataluña en contadas ocasiones. Ha viajado alguna vez a la capital catalana por motivos de traslado, pero nunca había venido para reencontrarse con sus ex compañeros. Messi se dejaba ver en un restaurante de cocina japonesa, donde compartió mesa con Xavi Hernández, Sergio Busquets y Jordi Alba. Las especulaciones de un posible regreso a Can Barça empezaron a circular en las redes sociales pero también las especulaciones sobre la ausencia de Piqué. En Barcelona siempre se ha dicho que el argentino mantiene una excelente relación con Jordi Alba y con su pareja y nada buena con el central y con Shakira. ¿Cómo se forjó su enemistad?

Traición en el Barça

El pasado mes de noviembre, Piqué volvió a colocarse en el ojo del huracán tras una entrevista concedida por el argentino en el diario “Sport”. El argentino se mostró decepcionado, aunque prefirió morderse la lengua al hablar de Joan Laporta y otras traiciones que se produjeron en el vestuario culé pero Lluís Mascaró, director del “Sport” soltó la bomba en Radioestadio de Onda cero: “Messi está dolido con algunos de sus compañeros que cree que no le poyaron lo suficiente. Sabe que Piqué le dijo a Laporta que si se tenía que ir Messi no pasaba nada”.

No era la primera vez, que surgían este tipo de rumores entorno al defensa blaugrana pero esa frase parecía ser la confirmación definitiva. Semanas antes de la entrevista, ya salía a la luz el malestar con Piqué en un vestuario que se ha convertido en una auténtica bomba de relojería. Le acusaban de arrimarse siempre al poder, sobre todo con Joan Laporta, de ser insolidario cuando se plantearon las bajas de sueldos y de ser el “traidor” que propició la salida de Messi.

Así, La relación terminó por romperse tras la salida de Lionel rumbo a París y el poco respaldo que recibió de parte del defensa que siempre veló por los intereses del club en cuestión económica. Las palabras de Piqué sobre la salida de Messi en una entrevista a El País fueron la estocada final para el argentino: “Es importante ver cómo reacciona el club. El Madrid, cuando se fue Cristiano, pasó también una época en la que no le metía un gol ni al arcoíris. Nosotros hemos vivido de Leo muchos años y ahora tenemos que encontrar nuevos referentes. Pienso en que si se renovaba a Leo los números iban a ser muy complicados”.

Guerra Shakira-Antonella

La mala relación entre sus parejas también parece más que evidente. De hecho, hay un detalle que salió a la luz tras el fichaje de Messi por el PSG. Varios medios catalanes aseguraban que la relación de Leo Messi y Antonela Roccuzzo con Gerard Piqué y Shakira se habían enfriado desde hacía tiempo y que, tras la marcha del crack argentino a París, habría habido una rotura definitiva por orden de Antonela.

Aunque Messi y Piqué han compartido casi toda su vida futbolística, sus mujeres nunca han sido amigas íntimas. A parecer la animadversión está motivada por el pasado amoroso del defensa: Antonela era íntima de la exnovia de Piqué, la catalana Núria Tomás, y desde la llegada de Shakira a la vida del defensa del Barça todo cambió. Pero la gota que colmó el vaso fue que Shakira no se dignó ni a despedir a Messi y a Antonela a través de las redes sociales.