Fútbol

Gerard Piqué, un “traidor” en el Barça: los recelos del vestuario

Pesos pesados de la plantilla le acusan de insolidario, de arrimarse al poder e, incluso, de forzar la salida de Messi

Gerard Piqué
Gerard Piqué FOTO: SUSANA VERA REUTERS

La situación del FC Barcelona es un drama: matrimonio de conveniencia en el banquillo y una bomba de relojería en el vestuario. El cambio de rumbo con la salida de Ronald Koeman y los pésimos resultados deportivos ha despertado todo tipo de fantasmas en la plantilla que ya apunta a Gerard Piqué.

Desde dentro el vestuario, según informa el diario “Sport”, le acusan de arrimarse siempre al poder, sobre todo con Joan Laporta. Y de ser insolidario respecto a las bajadas de sueldos y luego ser el primero en aceptarla y retar al grupo con un “ahora os toca a vosotros”. “Les sentó fatal”, aseguran fuentes blaugranas. Pero las sospechas van más allá y ya hay voces que lo acusan de ser el “traidor” que propició la salida de Messi. Fue una decisión dura de aceptar para muchos culés y Gerard Piqué podría haber condicionado la decisión.

“Se arrima al poder”

En la misma información se afirma que “los lazos de Piqué con el presidente Laporta se han estrechado desde que ganó las elecciones”. Y añade que “en el vestuario, que se sabe todo y se sospecha aún más, han llegado ecos de su poder de influencia con el presidente, incluso en la salida Leo Messi”.

Aunque, el capitán blaugrana ha señalado en público a Josep María Bartoméu como el responsable de la marcha del argentino, las dudas están ahí. De hecho, hay un detalle que salió a la luz tras el fichaje de Messi por el PSG. Varios medios catalanes aseguraban que la relación de Leo Messi y Antonela Roccuzzo con Gerard Piqué y Shakira se habían enfriado desde hacía tiempo y que, tras la marcha del crack argentino a París, habría habido una rotura definitiva por orden de Antonela.

Aunque Messi y Piqué han compartido casi toda su vida futbolística, sus mujeres nunca han sido amigas íntimas. A parecer la animadversión está motivada por el pasado amoroso del defensa: Antonela era íntima de la exnovia de Piqué, la catalana Núria Tomás, y desde la llegada de Shakira a la vida del defensa del Barça todo cambió. Pero la gota que colmó el vaso fue que Shakira no se dignó ni a despedir a Messi y a Antonela a través de las redes sociales.

Otro de los motivos que genera dudas en la plantilla son los intereses económicos de Gerard Piqué, que parece más centrado en su faceta empresarial que deportiva. Algunas de las vacas sagradas del vestuario no creen que defienda los intereses colectivos y ven con recelo sus vínculos con algunos compañeros como Riqui Puig y Samuel Umtiti, a quienes defiende ante quien sea y a quienes representa a través de su agente de cabecera.

Los intereses ocultos de Piqué

Un asunto que también ha sido recurrente con motivo del relevo en el banquillo previsto para este parón de selecciones. Tras darse por hecha la salida de Koeman, un tapado comenzó a coger fuerza hasta el punto de provocar un motín en el vestuario. En las oficinas blaugranas comenzó a sonar el nombre de de Antonio Conte y Piqué no parecía estar dispuesto a aceptar esta opción. En el vestuario creen que las cosas irían a peor si se contrata a Conte y desde Barcelona apuntan a que Piqué ya se había encargado de liderar la oposición al italiano.

Esta oposición de Piqué no sorprendió en el entorno culé, ya que el defensa no ha ocultado su preferencia por Xavi Hernández para ocupar el banquillo. El nombre de Xavi Hernández se ha movido con más insistencia que nunca alrededor del banquillo de FC Barcelona. La salida inminente abría una oportunidad para el entrenador catalán de dirigir al conjunto azulgrana y uno de los futbolistas más interesados en la llegada de la leyenda del club es Gerard Piqué. Sin embargo, todo a apunta a motivos no deportivos. Hace unos días desde Culemanía, ya subrayaban que el interés del defensa no radica únicamente en la antigua conexión que tuvieron sobre los terrenos de juego, sino en otro vínculo que tienen en común.

Actualmente Xavi tiene como representantes a la agencia AC Talent. La conocida empresa tiene como socios destacados a Arturo Canales y Fernando Solanas, ambos con una relación directa con Piqué. El central catalán, y segundo capitán de la plantilla, estaría realmente interesado en que el exfutbolista culé pueda hacer carrera en el Barça a través de la mencionada agencia y, de esa forma, obtener beneficios económicos.

Si los buenos resultados deportivos llegan, es posible que estos fantasmas desaparezcan pero en el vestuario avisan: “No se puede estar en misa y repicando”