Sociedad

La ESO tendrá siete asignaturas nuevas el próximo curso

El decreto que regula la etapa mantendrá la perspectiva de género

Thumbnail

Los alumnos españoles entre 12 y 16 años estudiarán a partir del curso 2022-23 una nueva ESO. Y esto implica que el currículo mantendrá la perspectiva de género. Es decir, la educación irá orientada para que las alumnas se enfrenten con menos ansiedad a las asignaturas de ciencias (conocidas como STEM), que luego son las que llevan a carreras mejor remuneradas y con más salidas laborales, después de que tanto los estudios PISA como los de la OCDE hayan constatado que las mujeres, por regla general, se enfrentan de manera diferente a los hombres a las asignaturas de ciencias o las rehuyen. Así queda recogido en el proyecto de Real Decreto por el que se establece la ordenación y las enseñanzas mínimas de la Educación Secundaria Obligatoria que ayer fue remitido a las comunidades autónomas para que hagan aportaciones antes de su aprobación definitiva.

El nuevo texto legal, elaborado por la nueva ministra de Educación y FP, Pilar Alegría, elimina los itinerarios, de tal manera que los alumnos tendrán que elegir entre cursar FP o Bachillerato a partir de 4º de la ESO y no en 3º, como ocurría hasta ahora, de tal manera que esta decisión se retrasa un año.

De igual modo, recoge la suspensión de los exámenes extraordinarios de recuperación que en algunas comunidades autónomas se vienen realizando en junio y en otras en septiembre. Este curso, se da una moratoria a las autonomías para que decida cada una de ellas lo que hacer. Madrid, por ejemplo, ya ha dicho que no va a suprimir estas pruebas.

Otra de las novedades es que, al igual que en el decreto de Primaria, el Ministerio pretende que la clase de Religión se imparta durante una hora a la semana, aunque las comunidades autónomas tienen margen para ampliar el tiempo de estudio a esta asignatura ya que tienen la capacidad, por ley, de regular el 40% del currículo.

La nueva ESO que propone la ministra Alegría crea siete nuevas asignaturas para esta etapa obligatoria. Algunas son de nueva creación y otras una ampliación sobre los contenidos que ya se venían impartiendo.

Así, los alumnos de la ESO tendrán tendrán cinco asignaturas comunes: Educación Física, Geografía e Historia, Lengua Española y Literatura, Lengua extranjera y Matemáticas y Lengua cooficial, en aquellas comunidades autónomas con lengua propia. Después, los estudiantes tendrán la oportunidad de elegir tres optativas, que los centros ofertarán por bloques, de entre un total de diez: Biología y Geología, Digitalización, Economía y Emprendimiento, Expresión Artística, Física y Química, formación y Orientación Personal y Profesional, Latín, Música, segunda Lengua extranjera y Tecnología y Digitalización (materia ampliada que se impartirá entre 1º y 3º de la ESO), Educación Plástica, visual y audiovisual (ampliada a estudiar entre 1º y 3º).

En el último curso de la Enseñanza Obligatoria los alumnos tendrán que estudiar asignaturas de nueva creación como son Tecnología, Digitalización, Expresión Artística, Economía y Emprendimiento y Formación y Orientación Personal y Profesional. Esta última asignatura irá dirigida a alumnos que quieran realizar estudios de Sociología, Antropología o Psicología y «contribuye a conocer y entrenar habilidades personales y sociales necesarias para participar, crear y desarrollarse en los grupos humanos, tanto en el ámbito personal como social».