MENÚ
lunes 18 febrero 2019
22:18
Actualizado

Los conductores jóvenes más prudentes al volante

Tiempo de lectura 2 min.

20 de junio de 2012. 22:31h

Comentada
21/6/2012

MADRID- La Fundación Mutua Madrileña, junto con Aesleme –Asociación para el Estudio de la Lesión Medular Espinal–, presentaron ayer un estudio que pone de manifiesto cómo los jóvenes de entre 18 y 25 años han racionalizado su comportamiento al volante durante los 2 últimos años y, por ende, rebajado su siniestralidad.

Si bien el censo de conductores de esta edad ha descendido un 7,8%, el número de fallecidos en accidentes causados por ellos ha bajado al 42%, pasando de 600 a 250 víctimas. Asimismo, el número de accidentes ha descendido de 425.000 a 320.000.

El estudio, supervisado por  Jesús Vegas Asensio, demuestra la existencia de  disparidades entre hombres y mujeres: la mayor prudencia hace que ellas causen un 38% menos de siniestros que los varones. La proporcionalidad  se mantiene al hablar de heridos graves y muertos.

La diferencia con los adultos, que aunque mejoran no experimentan cambios tan significativos, se explica por la mejor receptividad de los jóvenes a las campañas y la mayor facilidad con la que cambian sus hábitos de conducción.

En este sentido, la Mutua Madrileña, junto con Aesleme, puso en práctica en 2010 el programa «Agárrate a la vida», que ya ha sido presentado ante 12.000 universitarios de todo el país. El objetivo de estos ciclos informativos es aclarar en qué medida la fatiga, utilizar el teléfono o fumar durante la conducción se erigen como verdaderos factores de riesgo. En el transcurso de estas jornadas no se obvian los peligros que el alcohol y las drogas provocan, multiplicando la pérdida de concentración y el déficit de atención en los conductores.

Las conferencias, además, cuentan con la participación de personas parapléjicas  o tetrapléjicas a causa de accidentes en el pasado, con lo que se potencia el impacto social que la campaña busca provocar.
 

Últimas noticias