Coronavirus

¿Por qué algunos pacientes curados del Covid-19 vuelven a dar positivo?

Investigadores surcoreanos detectan 141 casos en los que enfermos que supuestamente habían superado la enfermedad vuelven a contagiarse. Analizan tres hipótesis.

Thumbnail

Investigadores surcoreanos están estudiando diversas causas de por qué un pequeño grupo de pacientes que supuestamente se han recuperado del coronavirus vuelven a dar positivo otra vez.

Entre las posibilidades destacan tres: una nueva infección, una recaída de la enfermedad o fallos de los test.

Según los datos aportados por el Centro Coreano de Control y Prevención de las Enfermedades (KDCDC, en sus siglas en inglés) se han registrado 141 contagios de personas que supuestamente ya habían pasado la enfermedad.

¿Nueva infección o una recaída?

Entre las tres posibilidades que se estudian, una nueva infección sería el peor escenario posible debido a sus implicaciones para el desarrollo de la llamada “inmunidad de grupo” que permitiría neutralizar la enfermedad en aquellos países en los que se alcance una tasa de contagio del 50% y 60% de la población.

No obstante, tanto el Centro Coreano de Control y Prevención de las Enfermedades como otros expertos consideran que este supuesto es el menos probable pero no imposible.

El KCDC está investigando sobre una posible “re-activación” del virus. La recaída significa o bien que algunas partículas del virus permanecen durante un tiempo en un estado “durmiente” que después se reactivan, o bien que algunos pacientes tienen una inmunidad más débil que les hace más susceptibles a que el virus rebrote en sus sistemas.

Un reciente estudio conjunto entre médicos chinos y norteamericanos sugiere, además, que el coronavirus daña los Tlymphocitos, también conocidos como “células T” que juegan un papel clave en el sistema inmunológico y en la habilidad del cuerpo humano para luchar contra las infección. Si estas células quedan dañadas pueden ser más sensibles al virus.

Kim Jeong-ki, virólogo de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Corea, comparó una recaída después del tratamiento con una muelle que retrocede después de ser presionado.

“Cuando presionas un muelle, éste se hace pequeño pero cuando sueltas el muelle vuelve a expandirse”, dice.

En todo caso, la reactivación del virus también supone un desafío en el combate de la enfermedad y en la carrera por contener su propagación.

“Las autoridades sanitarias surcoreanos todavían no han encontrado casos donde un paciente reinfectado haya contagiado a un tercer paciente, pero si se prueba esta capacidad de infección del paciente ·"re infectado" supondrá un problema mayúsculo”, sostiene Seol Dai-wu, un experto en el desarrollo de vacunas en la Universidad de Chung-Ang.

Los límites de los test

Los pacientes de Corea del Sur se les considera libres del virus cuando han dado negativo en dos ocasiones en pruebas realizadas en un lapso de 48 horas.

Las pruebas PCR que se usan en Corea del Sur se consideran “precisas” pero hay ocasiones que dan resultados inconsistentes o incluso falsos.

“Las PCR tienen una fiabilidad del 95%. Eso quiere decir que puede haber un 2-5% de casos que sean un falso positivo o un falso negativo”, explica Kim.

Al parecer restos de virus pueden permanecer en el cuerpo en un nivel tan bajo que no sean detectados por los test.

Por otra parte, los test pueden tomar una muestra pequeña de los daños del virus dentro de nuestro sistema que den lugar a un falso positivo a pesar de que la persona ya se haya recuperado", explica a Reuters Kwon Jun-wook, ex director del KCDC en una rueda de prensa el pasado martes.

Las pruebas también pueden fallar si las muestras no han sido tomadas de forma adecuada, advierte Eom Joong Sik, profesor de Enfermedades Infecciosas en la Universidad de Gachon.