MENÚ
jueves 19 septiembre 2019
15:42
Actualizado

Arabia Saudí denuncia un ataque aéreo a sus pozos de petróleo

Apunta a los rebeldes yemeníes, respaldados por el régimen iraní.

  • Imagen de archivo de una planta petrolífera a unos 160 kilómetros de Riad. Efe
    Imagen de archivo de una planta petrolífera a unos 160 kilómetros de Riad. Efe
Beirut.

Tiempo de lectura 4 min.

14 de mayo de 2019. 21:52h

Comentada
Ethel Bonet Beirut. 14/5/2019

Los comandantes iraníes alardean de que “un portaaviones con al menos 40 0 50 cazabombarderos y 6.000 marines” solía ser una amenaza en el pasado, pero ahora se ha convertido en “una oportunidad”. Sin embargo ¿podría la armada iraní golpear a los 120.000 soldados estadounidenses que está estudiando enviar la administración de Donald Trump a Oriente Medio?

Aunque de momento sólo se trata de una ofensiva dialéctica, la escalada de tensión entre Teherán y Washington ha llegado al punto rojo por lo que podría estallar en cualquier momento.

Las amenazas de Irán de cerrar el Estrecho de Ormuz presentan un gran desafío económico para EE UU y los países aliados de la región que dependen del gas y petróleo del Golfo Pérsico. También representa un desafío militar ya que la Quinta Flota con sede en Bahrein podría quedar varada si la armada iraní se interpone entre las aguas del Golfo y el Estrecho.

Las sanciones de EE UU contra las exportaciones de crudo iraní podrían ponen el peligro el mercado del petróleo ya que de bloquearse esta vital vía marítima, cuyas aguas pertenecen a Irán, Oman y Emiratos Árabes Unidos, los países que usan esa ruta para transportar gas y petróleo tendrían que usar otras vías alternativas menos eficientes y más caras para vender el crudo, lo que incrementaría el coste en los mercados internacionales.

La volatilidad en el mercado del petróleo se ha visto reflejada con sabotaje a dos buques de Arabia Saudí que impulsó el precio del crudo más de un 2% el lunes. Si bien las autoridades iraníes negaron su implicación y calificaron el ataque a los barcos saudíes de “complot” para crear inseguridad en la zona, un nuevo incidente ha vuelto a disparar las alarmas. Riad denunció ayer un ataque con drones a dos estaciones de bombeo de petróleo de la compañía estatal Aramco, que provocaron un incendio tras causar un "daño limitado" en una de las instalaciones. El ministro de Energía, Jalid Al Falih, detalló que el ataque se produjo entre las 6.00 y 6.30 hora local en dos estaciones en Dawadmi y Afif, en la región de Riad y que la estación de bombeo número ocho sufrió un incendio "que fue controlado, gracias a Dios”.

Al Falih aseguró que la producción petrolera saudí y sus exportaciones de crudo y productos refinados continuarán sin excesivos problemas, aunque el gigante estatal Aramco tuvo que interrumpir ayer el bombeo por el oleoducto que lleva el petróleo desde la zona oriental al puerto occidental de Yanbu, hasta que se evalúen los daños.

Las autoridades saudíes denunciaron que el ataque atenta contra la seguridad en el suministro energético mundial, y señaló como autor a las milicias yemeníes hutíes, apoyadas por Irán.Riad agregó que el ataque confirma la "importancia de hacer frente a todas las organizaciones terroristas que realizan esto actos de sabotaje”.

Irán sospecha que Arabia Saudí y otros miembros de la OPEP podrían estar detrás y haber presionado a Washington para aprobar las renovadas sanciones contra la exportación de crudo iraní, y dejarle sin clientes occidentales en favor del petróleo saudí.

El nuevo ataque contra los suministros de crudo de Riad volvió a agitar ayer los mercados internacionales con subidas que superaron el 1%. El crudo de tipo Brent, de referencia en Europa, subió a 71 dólares por barril, mientras que el West Texas, de referencia en EE UU, rebasó los 61,5 dólares.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs