Internacional

Japón lanza ocho cazas F-16 y F-15 como respuesta al vuelo conjunto de aviones chinos y rusos en su zona aérea

Bombarderos chinos H-6 se unieron a los TU-95 rusos sobre el Mar de Japón

Cazas F-15 y F-16 de la Fuerza Aérea de Japón desplegados como respuesta a las incursiones de vuelos chino rusos cerca de su zona de defensa aérea
Cazas F-15 y F-16 de la Fuerza Aérea de Japón desplegados como respuesta a las incursiones de vuelos chino rusos cerca de su zona de defensa aérea AP

Corea del Norte y China están recibiendo en las últimas horas una serie de avisos por parte de Estados Unidos y Japón después del lanzamiento de tres misiles por parte del régimen de Kim Jong Un. Corea del Sur renovó su cúpula militar en las últimas horas y lanzó un misil balístico como respuesta al test de Pyongyang. Este jueves ha sido el turno de Japón y Estados Unidos, que realizaron un vuelo conjunto con aviones de combate sobre el Mar de Japón, según informó el Ministerio de Defensa nipón, como reacción al vuelo conjunto de bombarderos entre Rusia y China mientras el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, estaba en Tokio.

El vuelo conjunto Japón-Estados Unidos incluyó ocho aviones de combate con base en Japón, entre los que había cuatro cazas F-16 estadounidenses y cuatro F-15 japoneses, dijo el Estado Mayor Conjunto japonés.

F-15 en la base aérea de la isla de Okinawa en una foto de archivo
F-15 en la base aérea de la isla de Okinawa en una foto de archivo FOTO: Itsuo Inouye AP

La misión aérea de Japón y Estados Unidos se hizo para “confirmar las capacidades combinadas de las fuerzas japonesas y las fuerzas estadounidenses y fortalecer aún más la alianza” entre los dos países”, dijo el Estado Mayor Conjunto de la Fuerza de Autodefensa de Japón en un comunicado. Para responder a cualquier emergencia, estamos tomando la máxima preparación”.

El vuelo también se realizó horas después de que Corea del Norte disparara tres misiles, incluido un misil balístico intercontinental, hacia el mar entre la península de Corea y Japón, en medio de preocupaciones sobre otra prueba nuclear de Pyongyang. Los misiles cayeron en las aguas fuera de la zona económica exclusiva de Japón.

Bombarderos estratégicos chinos y rusos realizaron vuelos conjuntos cerca de Japón el martes, mientras Biden se reunía con el primer ministro japonés, Fumio Kishida, y sus homólogos de India y Australia para el Quad, una coalición económica y de seguridad del Indo-Pacífico pensada como un contrapeso a la creciente influencia de China en la región.

Los bombarderos chinos H-6 se unieron a los TU-95 rusos sobre el Mar de Japón y volaron a áreas sobre el Mar de China Oriental, pero no violaron el espacio aéreo japonés, dijo el ministro de Defensa japonés, Nobuo Kishi. Por otra parte, un avión de reconocimiento ruso IL-20 fue avistado volando frente a la costa norte de Japón. El vuelo conjunto chino-ruso representó un “mayor nivel de provocación” y una amenaza para el Quad, dijo Kishi más tarde el martes.

El Ministerio de Defensa de China dijo que los ejércitos chino y ruso realizaron patrullas aéreas estratégicas conjuntas sobre el Mar de Japón, el Mar de China Oriental y el Pacífico occidental.

Ofensiva diplomática china

Las misiones áreas de Japón y EEUU se producen al inicio de una ofensiva diplomática china en la región. El ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, visitará el Pacífico Sur con una delegación de 20 personas esta semana en una muestra de la creciente presencia militar y diplomática de Pekín en la zona.

Estados Unidos ha sido tradicionalmente la principal potencia regional, pero China ha estado buscando avances, particularmente con las Islas Salomón, una nación a menos de 2.000 kilómetros de Australia. Como señal de la preocupación de Australia, la nueva ministra de Relaciones Exteriores, Penny Wong, viajará a Fiji menos de una semana después de que su Partido Laborista ganara las elecciones nacionales.

Wang tiene previsto hacer escala en las Islas Salomón, Kiribati, Samoa, Fiji, Tonga, Vanuatu, Papua Nueva Guinea y Timor Oriental en un viaje de 10 días. China está librando una pelea diplomática por la influencia sobre Taiwán. China considera que la isla autónoma es su propio territorio y se opone a las interacciones extranjeras que tratan a Taiwán como autónoma e independiente.

La importancia de dominar el Pacífico

Una presencia china más sólida en el Pacífico Sur podría permitir que sus fuerzas navales hagan escalas en puertos y posiblemente instalen personal y equipos en una base en el área. Eso complicaría la estrategia de defensa de EE. UU sobre los planes de contingencia para cualquier movimiento chino para tomar Taiwán que probablemente atraería a Japón y otros aliados.

Bajo el liderazgo de Xi Jinping, China ha estado expandiendo su influencia económica y diplomática en el extranjero a través de la Iniciativa de la Franja y la Ruta, que busca unir el este de Asia con Europa y más allá a través de puertos, ferrocarriles, centrales eléctricas y otras infraestructuras.

Los resultados han sido mixtos, con estados clientes como Sri Lanka y Pakistán que se endeudaron profundamente y las naciones desarrolladas citaron motivos de seguridad nacional para prohibir las empresas respaldadas por el gobierno chino, incluido el gigante de las telecomunicaciones Huawei. Sin embargo, el Pacífico Sur sigue estando relativamente abierto a los avances chinos a bajo costo y con una recompensa alta.