Aprovecharon el confinamiento para “encargar” abuso infantil a través de las redes

La Guardia Civil y Europol advierten del aumento de este tipo de delitos

Cuadro estadístico de Europol en el que se muestra el aumento de los delitos de abuso infantil a través de las redes durante el confinamiento
Cuadro estadístico de Europol en el que se muestra el aumento de los delitos de abuso infantil a través de las redes durante el confinamientojmzima

El intercambio de material de explotación sexual infantil aumentó durante la crisis del #COVID_19 según datos de la Guardia Civil y Europol. Se han producido intercambios de imágenes en los que se “se encargaba” telemáticamente el maltrato a un menor

Los expertos advierten que “se espera un aumento en el intercambio de material de abuso infantil en línea, coerción sexual y extorsión de niños” en los próximos meses.

“Videollamadas con amigos y familiares, interacción en redes sociales, juegos en línea, uso educativo: durante el confinamiento producido por el coronavirus, la vida de los niños cambió rápidamente ya que se pasó de un mundo real a uno virtual en línea. Los delincuentes sexuales han encontrado en este campo una oportunidad tentadora para acceder a un grupo más amplio de víctimas potenciales”, subrayan ambas entidades.

“Con los niños y los delincuentes sexuales encerrados en el hogar, las autoridades policiales han visto en los últimos meses que la cantidad de material de explotación sexual infantil que se comparte en línea aumenta en todo el mundo”, según Europol.

“Los delincuentes sexuales han aumentado sus actividades criminales en las redes sociales, a través de redes de igual a igual y en el darkweb (internet oculto). Los intentos de acceder a sitios web con material de abuso sexual infantil, llamadas a líneas de ayuda, actividades en chats oscuros y en la web de superficie que comparten material de abuso infantil, han aumentado durante el período de confinamiento. En algunos países, también se han informado de un aumento de delitos de abuso sexual, como la solicitud en línea y la sextortion”, agrega.

Las grabaciones de cámara web han aumentado considerablemente en los foros de delincuentes. Incluyen videos que muestran a niños forzados o coaccionados, videos producidos por los propios niños o para redes sociales; u otros que fueron capturados sin su conocimiento.

Las “competiciones” de video organizadas en foros web sobre explotación sexual infantil también pueden haber influido en el aumento de las imágenes intercambiadas. 

El monitoreo de estos foros muestra que los abusadores se dieron cuenta rápidamente de la mayor vulnerabilidad de los niños a estar más en línea. En estos foros, los delincuentes intercambian no solo material de abuso, sino también "mejores prácticas" sobre cómo engañar y coaccionar a más víctimas. 

Aunque el intercambio de material sobre abuso infantil generalmente no está motivado por ganancias financieras, los delincuentes pagan por algunas formas, como el abuso infantil a distancia. 

A través de la transmisión en vivo, los delincuentes que no pudieron viajar debido, por ejemplo, a restricciones del coronavirus, provocaron que los niños fueran maltratados a petición suya.

El contenido material de abuso infantil también se puede disfrazar detrás de anuncios que suponen  ganancias para los delincuentes con una fórmula de "pago por clic". 

La desaceleración económica relacionada con la pandemia puede estimular un aumento del material de abuso infantil producido en comunidades vulnerables para obtener beneficios económicos. Con más delincuentes en línea, el intercambio de material de abuso puede seguir aumentando y las nuevas víctimas, abusadas durante el confinamiento aún no han podido ser identificadas, según el informe.