El Gobierno de Cantabria confina todos los municipios de la región

El cierre comenzará esta misma tarde y durará, de momento, hasta el próximo día 9. Se aplican las medidas del nivel 3 y se cierra el interior de bares y restaurantes

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel RevillaROM�N G. AGUILERAEFE

El Gobierno de Cantabria ha decidido confinar todos los municipios de la comunidad desde las 18.00 horas de hoy y, en principio, hasta el día 9, cuando finaliza el toque de queda, si bien es probable que se prorrogue hasta un total de 15 días.

Así lo ha anunciado hoy el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, quien ha indicado que esta tarde se publicará un decreto por el que se aplican en la región el nivel 3 de alerta del protocolo para el control de la transmisión de Covid-19 que incluye esta medida así como otras.

“Vivimos momentos muy duros y hay que tomar decisiones en consecuencia de esa gravedad. Si no tomamos medidas drásticas estamos en camino de llegar a cifras insoportables para los hospitales”, ha dicho el presidente cántabro.

Así, se contempla el cierre al público del interior de los bares y restaurantes, o limitar reuniones a un máximo de 6 personas en caso de no pertenecer al mismo grupo de convivencia, entre otras medidas de reducción de aforos en diversos ámbitos, que tienen como objetivo común reducir la movilidad.

Revilla ha asegurado que Cantabria está en un momento “muy complicado” y en una situación “gravísima”, y hay que actuar “con rotundidad” por lo que “hay que adoptar esta medida, actuar con rigor”.

Pido a los ciudadanos que lo entiendan y se cumpla porque “no hay otra”, y siempre bajo las recomendaciones de los sanitarios. “Esto no tiene que ver con abril y mayo, pero hay que llevarle con rigor y evitar en lo posible no estar con más de cuatro personas”. “Si queremos recuperar la actividad económica para Navidad, esto hay que hacerlo. E intentaremos paliar la situación que provoca a empresarios y autónomos, sobre todo en hostelería”.

El Gobierno de Cantabria advirtió ayer de que la evolución de los datos epidemiológicos de las últimas horas eleva a la comunidad autonóma hasta el nivel tres de alerta -riesgo alto- por la Covid-19.

Según explica el Ejecutivo regional, la incidencia acumulada en 14 días se situó el lunes en riesgo extremo y la tasa de ocupación hospitalaria y de cuidados críticos en riesgo alto. De esta forma, Cantabria se encuentra en la situación que el Ministerio de Sanidad califica como ‘transmisión comunitaria no controlada y sostenida que excede las capacidades de respuesta del sistema sanitario’.

Los nuevos casos se disparan

Cantabria ha registrado este martes cuatro nuevos fallecidos por coronavirus, la cifra más alta en un día en esta segunda ola, todos ellos hombres de entre 82 y 86 años. También han batido récord los nuevos casos positivos, que han disparado a 236 (20 más que el lunes).

Sin embargo, se ha registrado descensos en la cifra de hospitalizados, con 149 personas (8 menos que el lunes) y se mantiene en 17 las ingresadas en Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

De esta manera, los casos activos en la comunidad ascienden a 2.501, de las que 2.352 permanecen en cuarentena domiciliaria, y la cifra de fallecidos sube a 256 en total.

Con la nueva actualización de datos, los acumulados positivos alcanzan los 11.628 en la región, de los que 10.638 se han detectado mediante prueba PCR y 990 a través de test de detección de anticuerpos.

Además, la cifra de curados llega a los 8.871, lo que supone el 76 por ciento de los infectados, y el total de test realizados a los 242.968, lo que representa 41.798 por 100.000 habitantes.

La distribución por hospitales de los ingresados es de 104 en el Hospital Valdecilla de Santander, 25 en el de Sierrallana de Torrelavega, 15 en el de Laredo y 5 en el Tres Mares de Reinosa.