¿Cuándo volverán a subir las temperaturas?

Este miércoles, el día continuará siendo fresco para la época del año en la mayor parte de España

Vistas de la playa de San Lorenzo en Gijón, este domingo
Vistas de la playa de San Lorenzo en Gijón, este domingo FOTO: Eloy Alonso EFE

El ambiente fresco que ha predominado desde principios de semana, tiene las horas contadas. La borrasca que trajo una bajada importante de las temperaturas y lluvia a muchos lugares de la Península se marcha ya y desde mañana jueves regresa el calor y el ambiente seco. Así, los termómetros volverán a marcar máximas de hasta 10ºC por encima de lo normal para esta época del año y la estabilidad será la nota habitual de los próximos días, según ha avanzado el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Rubén del Campo.

Este miércoles, el día “continuará siendo fresco para la época del año en la mayor parte de España, especialmente en la mitad norte, donde las máximas podrían quedarse entre cinco y diez grados por debajo de lo normal”. La borrasca, que durante la tarde de ayer martes y la madrugada de este miércoles ha dejado lluvias y chubascos torrenciales, se irá alejando durante el día llevándose las precipitaciones que, sin embargo, todavía podrían producirse con alguna intensidad en el archipiélago balear y de manera más débil en Cantábrico y Pirineos.

En el resto de España estará poco nuboso, con nubes de evolución en zonas de montaña, y temperaturas frescas en general, incluso por debajo de los 5 grados en ciudades como Palencia, León y Salamanca. Las temperaturas diurnas iniciarán un ascenso por el noroeste donde los termómetros marcarán entre 6 y 8 grados más que ayer martes, pero bajarán aproximadamente lo mismo en el sureste peninsular, Baleares y en la mitad norte, donde es muy probable que las máximas sean entre 5 y 10 grados inferiores a lo normal en esta época.

A partir del jueves, Del Campo ha señalado que “se impondrán de nuevo las altas presiones sobre España y los termómetros iniciarán una nueva escalada que propiciará un ambiente cálido y con pocas lluvias en la mayor parte de España, con máximas de más de 32ºC durante la segunda mitad de esta semana en puntos del sur, centro y este peninsular Baleares y también en puntos del sur de Galicia”. En concreto, predominarán los cielos poco nubosos salvo en el Cantábrico y en el entorno del Estrecho, donde podría haber alguna llovizna débil que tampoco se descartan en Cataluña y Baleares y soplará viento intenso al igual que en el nordeste peninsular, Levante y en el Estrecho.

Lo más destacable, sin embargo, será la subida de las temperaturas, tanto de las máximas como de las mínimas, que será notable en el centro y norte peninsular. Así, en algunos puntos del país, podría ser de hasta 8 grados por encima de las de hoy, llegando a superarse los 30 grados en los valles del Guadiana y Guadalquivir, e incluso puntualmente, los 32 en las provincias de Sevilla y Huelva.

El viernes 27 será una jornada similar, con nubes y alguna lluvia débil en el Cantábrico, algún chubasco aislado en Cataluña y Baleares y poco nuboso en el resto, con algo de viento intenso en el norte y el archipiélago balear. Ese día podría llegar polvo en suspensión a Baleares y a las regiones mediterráneas de la Península, que podría dar lugar a calima, es decir, cielos turbios y podría se también empeorar la calidad del aire. Las temperaturas seguirán subiendo y así se podrían superar los 35 grados en los valles del Guadiana y Guadalquivir; en ciudades como Badajoz, Sevilla, Ourense, Pontevedra o Murcia rondarán los 32 grados y en Zaragoza, Valencia o Madrid los 30, mientras en el norte Oviedo o Vitoria se quedarán en unos 20 grados de máxima.

Para el fin de semana se espera tiempo estable en general y temperaturas altas para la época. Así, el sábado predominarán los cielos poco nubosos salvo en el Cantábrico, donde podría llover débilmente, con alguna tormenta aislada en zonas de montaña. Continuará la calima en el tercio oriental peninsular y en Baleares y las temperaturas seguirán subiendo especialmente en la mitad norte, donde podrían ser hasta 6 grados más altas que el viernes. En concreto, se superarán los 34ºC grados en los valles del Miño, Ebro, Tajo, Guadiana y Guadalquivir. En general, los termómetros marcarán de 5 a 10 grados mas de lo habitual para la época en la mayor parte de la Península y en Baleares. Por ejemplo, en Sevilla se podrían alcanzar los 37 grados, la ciudad más cálida de la jornada, y en San Sebastián los 22, la más fresca.

Para el domingo no se esperan grandes cambios, aunque es probable que haya un ligero aumento de la inestabilidad que favorecerá el crecimiento de nubes de evolución en zonas de montaña y posibles chubascos tormentosos por la tarde. No obstante, las temperaturas se mantendrán estables en general, aunque bajarán en el Valle del Guadalquivir y también en Cataluña, con subidas en el sureste. Para ese día, se espera que la ciudad más cálida sea Murcia, con 36ºC grados en un día en el que se superarán de nuevo los 32ºC grados en el centro, sur, nordeste peninsular y, en menor medida, también en el sur de Galicia y puntos de Mallorca.

Para la próxima semana se espera la llegada de una posible borrasca que podría dar lugar a precipitaciones en Galicia, Asturias y Noroeste de Castilla y León, ambiente seco en general en el resto del país y temperaturas más bajas el lunes, que volverán a subir el martes para dar paso a una semana con un ambiente en general, más cálido de lo habitual para la época y precipitaciones escasas en la mayor parte del país.