MENÚ
sábado 20 abril 2019
14:03
Actualizado

25 cartas para estar 56 años junto a ti

"El día de San Valentín debería ser una fecha para celebrar todo lo que ya le demostraste anteriormente a tu pareja", afirma el feliz matrimonio de ancianos

  • 25 cartas para estar 56 años junto a ti

Tiempo de lectura 4 min.

14 de febrero de 2019. 18:22h

Comentada
María Benito 14/2/2019

Mariano y Ana llevan 56 años casados. En la actualidad, él tiene 81 años y ella 80. Su historia de amor es de esas que enseñan que cuando dos personas se quieren pueden permanecer juntas contra viento y marea; que el amor es esa fuerza que, cuando es verdadero, resulta invencible ante las adversidades. Para Mariano y Ana, Ana y Mariano, que tanto monta, monta tanto, “el día de San Valentín debería ser una fecha para celebrar todo lo que ya le demostraste anteriormente a tu pareja”.

Cuando les preguntamos cuándo se conocieron, no se ponen de acuerdo. Mariano dice que invitó a bailar a Ana en la fiestas del pueblo de Santibáñez de la Peña (Castilla y León) , aunque ella no lo recuerda. El destino, siempre el destino, les hizo volver a juntarse en Madrid con 17 años en 1956. Ana no vivía en la capital, pero venía a trabajar largos periodos de tiempo a Madrid. Era amiga de la entonces novia de Mariano y ésta les presentó. Él reconoció a aquella chica que bailaba tan bien al instante, no obstante ella no recordaba al que fue por una noche su pareja de baile. Muy pronto Ana comenzó a notar el interés que el novio de su amiga mostraba hacia ella. ¡Qué susto!

En un viaje en metro en el que toda la pandilla de amigos volvía a sus casas, Ana se bajó en su parada y Mariano la siguió, sin importarle nada dejar plantada a su chica, quien le vio alejarse desde el vagón de tren. “Él me buscaba y me buscaba y ya tuve que ceder”, confiesa Ana, admitiendo que no fue fácil para ella ´traicionar´ así a su amiga. Mariano por su parte se justifica: “ella fue lo que quise siempre, lo supe cuándo la vi por primera vez. No podía dejarla escapar”.

Muy pronto el tiempo y la distancia hizo que su amor fuera epistolar. Y es que pasaban tres meses juntos, que les sabían a poco, y tres meses separados. Una eternidad. A medida que la relación avanzaba, les sorprendió un nuevo contratiempo. La ex novia de Mariano y ex amiga de Ana hizo escribir a una tercera persona a cada uno de ellos dos cartas sin firma. La muy cobarde, pues el anonimato es sinónimo de cobardía. Lo hizo la muy celosa con un único objetivo: separarles y recuperarlo a él.

A Ana le contaban en el anónimo que Mariano mantenía una relación con otra chica de Madrid cuando ella no estaba. A él, lo mismo, pero al contrario: que Ana tenía otro novio en su pueblo. Enfadada, Ana dejo de escribir a Mariano. Él, más seguro de su relación y convencido de que la que era su amor jamás podría hacerle algo así, investigó de dónde podía venir aquella carta anónima hasta dar con la culpable. Mientras realizaba la búsqueda, que duró exactamente siete días, una larguísima semana, no dejo de escribir a Ana. Así, ésta recibió 25 cartas hasta que en la última, finalmente, Mariano resolvió el misterio y le relató quién era la despechada anónima que tanto daño había querido causarles. Triunfó el amor.

Ana y Mariano se casaron con apenas 24 años de edad y desde entonces no se han separado ni un minuto. Han vivido muchas aventuras, han tenido cuatro hijos y a día de hoy siguen demostrando que el amor no tienen edad, distancia, ni tiempo. ¿El truco? Ana responde que el secreto es “el respeto y equilibrar la balanza”. Mariano lo reafirma: “todo es querer. A veces hay que luchar por lo que quieres. El problema es el egoísmo, eso separa a la gente. No puedes conformarte con estar con alguien y pensar en otra persona. Hay que ir a por esa persona".

Últimas noticias