MENÚ
martes 15 octubre 2019
13:41
Actualizado

Recuperan el cadáver del español Jorge Gómez entre los escombros de su edificio en México

La UME rescata el cuerpo del malagueño de los escombros de Ciudad de México. Termina la agonía de su familia, que ha permanecido frente al edificio los últimos diez días y diez noches.

  • Miembros de la Unidad Militar de Emergencia (UME) rescatan el cuerpo del español
    Miembros de la Unidad Militar de Emergencia (UME) rescatan el cuerpo del español

Tiempo de lectura 4 min.

30 de septiembre de 2017. 02:11h

Comentada
29/9/2017

Las opciones de encontrar vida bajo los escombros de este edificio de oficinas eran ya muy escasas aunque la familia de Jorge Gómez, aparejador de 33 años y víctima del terremoto del 19 de septiembre, no perdía la esperanza. Para ellos han sido 10 días y 10 noches de angustia, frío y pesadilla, según veían que los rescatistas no recuperaban vida de entre las ruinas del 286 de Álvaro Obregón. La primera noche tras la tragedia, la pareja de Jorge, Irene confirmaba a LA RAZÓN la noticia, entre suspiros, y la consigna de no abandonar el lugar hasta que pudieran rescatarlo. Durante los primeros días, una llamada telefónica realizada desde el interior del edificio daba alas a la familia. Jorge estaba bien y junto a él se encontraba una compañera de trabajo, Lizzeth quien contactó desde su móvil a los servicios de emergencia. No había tiempo que perder, ambos estaban resguardados en el hueco de la escalera, según anunció Alejandro Gómez, hermano mayor del fallecido. No obstante, la deficiente estructura del edificio, bajo investigación por supuestas irregularidades, y el paso de los días, sin agua ni comida, han terminado por sellar el fatal destino de este joven malagueño.

La imagen de Irene rota tras conocer la noticia habla de la presión acumulada de quien ha creído viable lo imposible y de quien ha perdido todo lo que había venido a buscar a este país. Jorge llegó a México atraído por la posibilidad de dirigir, con sólo 33 años, la oficina de la consultora Valora en este edificio de la capital mexicana y su pareja se unió a la aventura hace poco más de un año. El envite de la naturaleza ha roto el sueño de ambos y el de tantas otras familias mexicanas. Ayer, el balance ascendía a 355 víctimas en todo el país, 214, sólo en la Ciudad de México.

Ni siquiera la dura labor realizada, 24 horas al día, por los 54 efectivos españoles de la Unidad Militar de Emergencias (UME) ha sido suficiente para rescatar a Jorge con vida. La UME había asumido el liderazgo de las tareas de rescate en este punto de Álvaro Obregón, tras la salida del resto de brigadistas internacionales el día 20, y ayer, «alrededor de las 6:15 de la mañana», han dado con el cuerpo del joven malagueño.

Los españoles son los últimos rescatistas internacionales sobre suelo mexicano, como asegura a LA RAZÓN su capitán Juan Carlos Peñas «y aquí seguiremos hasta que lo indiquen las autoridades. Hemos recuperado el cuerpo de Jorge, pero nuestro trabajo continúa». Los trabajos se estaban acercando en los últimos días a la segunda planta de este edificio, lugar donde se pensaba que podía estar atrapado el español.

Llegar hasta ese punto del edificio colapsado ha sido una tarea muy complicada ya que se han tenido que levantar losetas de gran tonelaje, con una grúa donada por un empresario español, e ir apuntalando la zona para evitar derrumbes. Durante la noche, según narra Peñas a este diario, «mediante una búsqueda técnica con cámaras logramos localizar un cuerpo en la zona en la que se suponía que estaba Jorge y después de toda la noche hemos conseguido recuperarlo».

A partir de ese momento ha sido el Instituto Anatómico Forense quien se ha encargado de hablar con los familiares del español para proceder a la identificación. La espera ha sido larga y tensa, pero el entorno de Jorge, congregado desde hace 10 días frente a este edificio en ruinas, por fin puede descansar y empezar a organizar la repatriación del cuerpo a España.

De esta manera Jorge Gómez y Leopoldo Nieto, un médico que falleció el mismo día del temblor, se convierten en las dos únicas víctimas españolas tras el terremoto del 19 de septiembre como confirma la embajada de España en México a LA RAZÓN ya que en estos momentos «no quedan compatriotas atrapados ni tampoco desaparecidos».

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs