La Universidad de Kioto propone un sistema para crear gravedad artificial en la Luna

El uso de la fuerza centrífuga permitiría crear un hábitat con la misma gravedad que en la Tierra y un desarrollo normal a los humanos que vivan allí

Recreación de Lunar Glass, el hábitat con gravedad artificial para humanos en la Luna.
Recreación de Lunar Glass, el hábitat con gravedad artificial para humanos en la Luna. FOTO: La Razón (Custom Credit)

Con el programa Artemis, que pretende poner de nuevo humanos en la Luna para 2025, y el desarrollo de la industria aeroespacial comercial, que ya aspira a trasladar pasajeros a nuestro satélite y a Marte como sucede con el programa Starship de Space X, resolver cómo se puede mantener un hábitat sostenible es fundamental para el futuro de la exploración espacial.

Por ese motivo, ingenieros e investigadores de la Universidad de Kioto y de Kajima Corporation, una empresa constructora de las más grandes y antiguas de Japón con casi dos siglos de trayectoria, han realizado una propuesta conjunta para crear un hábitat de vida sostenible en otros planetas como pueden ser la Luna y Marte, según recoge Gizmodo.

En un comunicado publicado, los autores de la propuesta se plantean el tipo de entorno e instalaciones que se necesitan para vivir en otro planeta. Mientras que las preocupaciones del sector aeroespacial van por asegurar los recursos necesarios para poder respirar, alimentarse y sobrevivir en la Luna o Marte, la propuesta considera la importancia de la gravedad para poder desarrollar una vida similar a la que se tiene en la Tierra.

La gravedad en la Luna es del 16,5% en comparación con la de nuestro planeta, y en el caso de Marte del 37,9%. Están de sobra demostrados los efectos en la masa ósea de la permanencia en el espacio, por lo que los investigadores se plantean que “sin gravedad, es posible que los mamíferos no nazcan con éxito. Además, incluso si puede nacer, no podrá esperar un crecimiento normal en condiciones de baja gravedad”. Por lo que “consideramos que la “instalación viva de gravedad artificial” que puede generar una gravedad equivalente al entorno global mediante el uso de la fuerza centrífuga debido a la rotación en el espacio, la superficie lunar y la superficie de Marte es la tecnología central para que los seres humanos avancen en espacio”.

La propuesta de la Universidad de Kioto y Kajima Corporation contempla tres aspectos. The Glass es el primero y consiste en un sistema para generar gravedad artificial en otro planeta a través de la fuerza centrífuga. Para ello se necesita una estructura de cien metros de ancho y cuatrocientos de alto en forma de cono. Estos conos completan una rotación cada veinte segundos, una velocidad con la que generan el equivalente a una gravedad de 1g, similar a la de la Tierra.

Dentro de esta estructura es donde vivirían los colonos humanos, en un “mini-bioma central” en el interior de la estructura que sería la parte habitable en Moon Glass y Mars Glass. Por último, un sistema de transporte entre planetas llamado Hexatrack, también con gravedad artificial, permitiría los desplazamientos entre mundos conectándolos a través de estaciones en órbita en la Tierra, Luna y Marte. La propuesta espera que Lunar Glass pueda construirse en la segunda mitad de este siglo.