Almonte pide reforzar la seguridad para evitar que acudan a sus playas

El municipio onubense se encuentra cerrado perimetralmente al tener una tasa superior a los mil casos

Imagen de archivo de la Playa de Matalascañas
Imagen de archivo de la Playa de MatalascañasAYTO DE ALMONTE. AYTO DE ALMONTE.

La alcaldesa de Almonte (Huelva), Rocío del Mar Castellano, ha llamado este jueves a “la responsabilidad” y ha pedido que, pese a la apertura de movilidad entre provincias, no se acuda a ni al propio Almonte ni a los núcleos de Matalascañas o El Rocío al tener el municipio una tasa superior a los mil y por tanto se encuentra cerrado perimetralmente y su actividad no esencial.

Así lo ha puesto de manifiesto en una entrevista a Canal Sur Radio, recogida por Europa Press, donde ha remarcado la preocupación del Consistorio por la alta tasa de incidencia en el municipio. Tanto Almonte, -debido a la presencia de la Virgen del Rocío en su parroquia-, como El Rocío y Matalascañas son lugares muy turísticos, siendo la aldea y el núcleo costero lugares de segundas residencias.

Por ello, ha pedido que no se vaya al estar el municipio cerrado y ha recordado que ha solicitado por escrito, mediante cartas enviadas a la Subdelegación del Gobierno en Huelva, a la Delegación de la Junta de Andalucía, y al subdelegado de Defensa, refuerzos de la Guardia Civil, de la Policía Autonómica, y el refuerzo de seguridad del Ejército en los controles de acceso al término para que no se produzca “un mayor incremento de los contagios dentro y fuera del municipio”.

Como ha comentado aún no ha tenido respuesta pero ha señalado que sabe que la Guardia Civil reforzará los controles en los accesos, toda vez que ha señalado que hay diversos caminos por lo que llegar a Almonte y por tanto ha llamado a “aguantar un poco” para poder visitar y acudir a El Rocío, Matalascañas o al propio Almonte.

Tras subrayar que tanto los comerciantes y demás negocios como el propio Ayuntamiento estarían “encantados” de recibir visitantes, Castellano ha hecho hincapié en que con una tasa de más de mil no se puede acudir al municipio.