Coronavirus

Cs advierte de las “graves” consecuencias de excluir a la escuela concertada de las ayudas

La portavoz de Educación en las Cortes, Marta Sanz Gilmartín, reivindica la libertad de los padres a elegir el colegio en el que quieren que estudien sus hijos

Marta Sanz Gilmartín, procuradora de Ciudadanos y portavoz de Educación en el Parlamento autonómico, además de Secretaria 3ª de la mesa de las Cortes
Marta Sanz Gilmartín, procuradora de Ciudadanos y portavoz de Educación en el Parlamento autonómico, además de Secretaria 3ª de la mesa de las CortesIcalIcal

La decisión del Gobierno de España de excluir a la escuela concertada la ayuda de 2.000 millones del fondo extraordinario para Educación para que las regiones de la España autonómica puedan hacer frente a las consecuencias de la Covid-19, ha encendido una vez más los ánimos entre la comunidad educativa de esta enseñanza, en la que estudian más de cien mil alumnos de Castilla y León, desde donde no entienden nada, ni mucho menos que la ministra Celaá les tenga entre ceja y ceja en la reforma educativa que plantea.

Desde el Grupo Parlamentario de Ciudadanos en Castilla y León también han levantado la voz para denunciar este ataque del Gobierno de España contra la concertada y el ninguneo de no incluir a estos centros en el plan de ayudas para la reconstrucción, y advierten de las “graves” consecuencias que la falta de inyección económica puede tener en un futuro no muy lejano para decenas de miles de familias y estudiantes.

“No es de recibo que el PSOE y su socio de Gobierno, Unidas Podemos, de tapadillo y encubriendo, pretendan asfixiar este modelo educativo para que sólo exista la educación pública”,, denuncia la portavoz de Educación en las Cortes de Castilla y León, Marta Sanz Gilmartín, mientras recuerda que si el virus ha afectado por igual a todos los alumnos sin mirar la titularidad de los centros, “no se entiende que la reconstrucción ponga la titularidad de los centros por delante de la inclusión y la equidad”.

Pese a ello, la procuradora asegura que Ciudadanos, como partido que reivindica la libertad de los padres a elegir el colegio en el que quieren que estudien sus hijos, va a pelear hasta el límite de sus posibilidades por que los alumnos de la escuela concertada en Castilla y León “no se queden al margen de las ayudas”. Si bien, confía en que el Gobierno dé un paso atrás en esta decisión y rectifique.