Un hombre, con antecedentes por violencia de género, mata supuestamente a su novia y a la hija de ésta de ocho años en Valladolid

La Policía Nacional detiene al presunto autor, que tenía antecedentes que habría intentado suicidarse

Un hombre de unos 42 años ha matado, supuestamente, con un arma blanca a su novia y a la hija de ésta de ocho años en Valladolid. Según informó la Delegación del Gobierno de Castilla y León la Policía Nacional fue informado a las 3:12 horas de este lunes 23 de enero, por parte del Servicio de Emergencias de la Comunidad 1-1-2 en el que indicaba que una persona señalaba que “su cuñado se había puesto en contacto con él para contarle que había matado a su novia”.

En ese mismo instante, agentes se trasladaron hasta la vivienda del supuesto autor de los hechos, en “un quinto piso del Paseo de Zorrilla”, y tras conseguir entrar, comprobaron que en este domicilio “se encontraban los cuerpos sin vida de una mujer de unos 43 años y de una niña de ocho años, supuestamente asesinadas”. “También se encontraba en esta vivienda el presunto autor de los hechos, un hombre con heridas provocadas igualmente por arma blanca. Todo parece indicar que se los habría infligido él mismo, aunque esta y el resto de circunstancias concurrentes están siendo investigadas por la Policía”, aseguran las mismas fuentes.

Asesinato violencia de género en Valladolid
Asesinato violencia de género en Valladolid FOTO: Leticia Pérez Agencia ICAL

El hombre ha sido detenido y trasladado al Hospital Clínico Universitario de Valladolid. Según la Delegación del Gobierno de Castilla y León “este hombre tenía antecedentes por violencia de género de una pareja anterior que datan de 2017. No había denunciadas formuladas por su actual pareja, la mujer que ha resultado este lunes 23 de enero asesinada”.

El vecindario del número 66 del Paseo de Zorrilla de Valladolid se despertó sobresaltado y mostró su consternación por el presunto asesinato de una mujer y de su hija de ocho años en ese bloque de viviendas. Algunos de ellos, en declaraciones a la agencia Ical, señalaron que “Paloma”, como se llamaba la mujer asesinada, y su hija, eran “muy queridas”, no tanto él, que “se dejaba ver poco. De hecho, casi todos dudan si residían juntos en el quinto piso del inmueble”, aseguraron.

La mayor parte del edificio está ocupado por familiares de la víctima, a excepción de dos o tres de las viviendas, que tienen alquiladas a otras familias.

Precisamente, una de las peluqueras del establecimiento que linda con la puerta de entrada al portal del número 66, Mon Amour, señaló que se trataba de una “chica muy querida” que era cliente habitual de su local. “¡Qué tristeza y qué desgracia!”, exclamó, en presencia de los numerosos medios intentaban hablar con los vecinos para conocer algunas novedades sobre el caso. Una de las ventanas del inmueble que da a la calle se observaba con cristales rotos y la persiana dañada.

En la misma línea opinó Javier Iglesias, gerente de Granier, el establecimiento situado en el bajo del inmueble y dedicado a cafetería y productos de panadería. “Es una familia conocida. Ella siempre estaba unida a su hija. Bajaban juntas a comprar el pan todos los días y chuches para la pequeña”, afirmó, y admitió que el supuesto autor de los hechos se dejaba ver poco. “Solía venir a buscarlas, dejaba el coche en doble fila y se iban”, declaró, con dudas incluso de que residieran juntos.

En todo caso, sostuvo que “nunca se había observado ningún mal gesto de él hacia ella o algo que hiciera suponer que hubiera problemas”, indicó Javier Iglesias, sobre David, que así se llama el supuesto autor de los hechos y que este mismo domingo 22 de enero había tomado café en el establecimiento.

Los forenses retiraron los cuerpos de ambas fallecidas esta mañana. Primero fue el de la menor, pasadas las 9.15 horas de este lunes 23 de enero, para minutos más tarde bajar el de la madre, que fueron trasladadas en una furgoneta del Ministerio de Justicia para hacer la correspondiente autopsia.

“Condena” social

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, trasladó sus condolencias a la familia de la mujer y la niña de ocho años supuestamente asesinadas por el novio en Valladolid y señaló su “condena a esta agresión machista”.

En una entrevista en la Cadena Cope, el jefe del Ejecutivo autonómico a la prudencia para conocer las investigaciones de la Policía sobre este caso, aunque añadió que “los miembros del Gobierno estarán presentes en todas las concentraciones” que se convoquen.

La Junta de Castilla y León ha convocado un minuto de silencio de repulsa al último crimen machista, aunque el presidente indicó que en ese momento no sabía si acudiría a la concentración de Valladolid o de Salamanca, donde en ese momento se encontraba.

“Parar el drama”

El secretario general del Partido Socialista en Castilla y León (PSOECyL), Luis Tudanca, exigió “parar el drama” de la violencia machista tras el último asesinato de una mujer y su hija de ocho años a manos, presuntamente, de su pareja en Valladolid este lunes 23 de enero.

“Es insoportable. Cuánto dolor”, subrayó el líder socialista en su perfil personal de la red social Twitter. Su mensaje acabó con un: “¡Basta de violencia machista!”.

La Delegación del Gobierno de Castilla y León ha convocado una concentración a las 12 horas de este lunes 23 de enero a la puertas de la sede de la Delegación para mostrar su repulsa ante esta lacra.

Apoyo psicológico a las compañeras de colegio de la menor

Por su parte, la consejera de Educación, Rocío Lucas, anunció el refuerzo del apoyo psicológico ordinario para los compañeros de clase de la niña de ocho años asesinadas por la pareja de su madre. “Desde la Consejería nos hemos puesto en contacto con la Dirección Provincial para que todo el apoyo psicológico ordinario que se tiene en el ámbito escolar en caso de situaciones de acoso o en agresiones se refuerce para todo el grupo de alumnos que eran compañeros de la niña y para la familia que lo necesite”, aseguró.