ERC pone condiciones a su apoyo al estado de alarma

Pide más competencias para Cataluña y critica una prórroga “tan larga” de seis meses y sin control parlamentario que tilda de “abusiva”. “No tenemos decidido el voto, aún hay margen”

La secretaria general adjunta y portavoz de ERC, Marta Vilalta
La secretaria general adjunta y portavoz de ERC, Marta Vilalta ERC

Esquerra ha puesto condiciones a su apoyo al estado de alarma que el Gobierno aprobó ayer en el seno del Consejo de Ministros y que llevará en los próximos días al Congreso. Los republicanos, ahora al frente de la Generalitat de la mano de Pere Aragonès, se muestran partidarios de esta medida, aunque la califican de insuficiente por dos motivos: quieren que Cataluña tenga todas las competencias -por ejemplo, para decretar confinamientos u obligar al teletrabajo- y consideran que el plazo de “seis meses” es demasiado largo.

“No tenemos decidido el voto, aún hay margen. Lo decidiremos cuando hayamos explorado todo el margen”, ha asegurado hoy la portavoz de ERC, Marta Vilalta, en rueda de prensa tras la reunión de la ejecutiva del partido. Preguntada explícitamente por si la posición de los republicanos era la abstención, no ha querido responder ni posicionarse directamente y ha hablado de negociar con el PSOE y Unidas Podemos: “Entendemos que aún hay margen y lo queremos explorar antes de decidir nuestro voto definitivo”, ha reiterado.

Eso sí, desde ERC avalan el fondo de la cuestión, por lo que parece difícil que se puedan posicionar en contra a tenor de sus palabras: “El estado de alarma no es nuestro modelo, pero es el instrumento que nos permite no estar sujetos a las decisiones judiciales y para no llegar tarde a las decisiones”.

Sobre la primera reclamación, los republicanos piden que el Govern tenga “todas las herramientas” y “todos los recursos” para hacer frente a la epidemia y a la crisis sanitaria derivada. “Hay un avance [respecto a la primavera], la Generalitat es la autoridad competente, pero queremos todas las competencias”, ha explicado Vilalta. Y acerca de la duración del decreto del estado de alarma, fijado en medio año, ERC considera “abusivo” alargarlo “tantos meses”. “Debe haber un control parlamentario más frecuente”, ha advertido Vilalta.

Toque de atención a JxCat

Pese a la noticia del estado de alarma, la comparecencia de hoy de Marta Vilalta también ha girado en torno a la maltrecha relación entre las fuerzas independentistas del Govern, JxCat y ERC, agudizada tras la inhabilitación de Quim Torra y el inicio de la segunda oleada del coronavirus. En este sentido, la portavoz de ha pedido este lunes a los postconvergentes que el Govern tenga “una sola voz” y no especule con medidas que se plantean para hacer frente a la pandemia cuando todavía no se han decidido. Lo ha dicho en rueda de prensa telemática, después de que este mismo lunes la consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Meritxell Budó, haya apuntado la posibilidad de aplicar un confinamiento domiciliario de fin de semana.

“Hay que evitar especulaciones y sobre todo no comunicar medidas que todavía no se han decidido”, ha afirmado Vilalta, que ha reclamado a los socios del Govern la máxima coordinación para evitar generar incertidumbres y dudas ante la crisis sanitaria.