Entidades solidarias arremeten contra el tiroteo de la Guardia Urbana de Barcelona a un indigente

Arrels Fundació denuncia que un 40 % de las personas que viven sin techo han sufrido agresiones

La Guardia Urbana tuvo que reducir al indigente agresivoTwitter

Continúa la polémica por la agresión a varios transeúntes de un indigente en Barcelona y el posterior tiroteo de la Guardia Urbana, que hirió al hombre. Arrels Fundació explicó que conoce el vagabundo, y expresó consternación por los hechos. “El hombre que ha resultado herido está en el hospital. Desde Raíces, estaremos a su lado, acompañándolo en su recuperación. También seguiremos el caso desde nuestro equipo jurídico “, dijeron en Twitter.

Recordaron que “la violencia física y verbal hacia las personas sin hogar en Barcelona ha aumentado: en 2019, un 40% nos contaron que habían sido víctimas de agresiones. Son situaciones que afectan a la salud física y emocional. Este año, tres personas fueron asesinadas durante el confinamiento”.

La proporcionalidad de la acción está siendo puesta en duda, si se observan algunas reacciones en las redes sociales, sobre todo Twitter. Arrels insiste en que algunos ciudadanos que han trabajado con personas sin techo han explicado que situaciones tensas y de agresividad son habituales en estos casos y que en ningún caso los trabajadores sociales no recurren a armas de fuego.

La Guardia Urbana disparó el sábado contra el hombre, sin techo, de 34 años y de origen húngaro. ayer contra el hombre, de treinta y cuatro años, en el paseo de Sant Joan. El teniente de alcalde de seguridad de Barcelona, Albert Batlle , explicó que la patrulla se desplazó al lugar de los hechos tras la denuncia de un vecino que había una persona que ocasionaba molestias en la calle y que el hombre, visiblemente " alterado “, intentó agredir a los policías con un cuchillo de grandes dimensiones, por lo que un agente sacó el arma e hizo dos disparos. Una de las balas impactó en el abdomen del vagabundo, que fue trasladado en estado grave por efectivos del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) hasta el hospital de Sant Pau de Barcelona, donde, según Batlle, se encuentra estable en espera de ser operado.

Batlle expresó su disposición a ofrecer información “transparente” sobre este suceso, del que dará todos los detalles a los grupos de la oposición en el Consistorio.

Preguntado por si fue una actuación desmesurada, dijo que “debemos ver qué tipo de agresión estaba realizando esa persona. Son temas que debemos dejar reposar e investigar”.

“Ha sido una intervención rápida. De poco rato, pero por lo que parece había una actitud muy agresiva por parte de esta persona”, recalcó.