El PP asegura que Valencia no ingresará 4,4 millones de euros del impuesto de plusvalía

Catalá reclama bonificar al máximo el impuesto de plusvalía, sobre todo, para casos de herencia ya que se trata de un impuesto “injusto”

La portavoz del PP, María José Catalá
La portavoz del PP, María José Catalá FOTO: La Razón PP

El Grupo popular en el Ayuntamiento de València ha informado de que el Consistorio dejará de ingresar 4,4 millones del impuesto de plusvalía, ya que han sido aceptadas 2.000 de las 2.700 reclamaciones presentadas por ciudadanos.

El Grupo Municipal Popular ha vuelto a reclamar al Gobierno municipal una bonificación del 95 % de la plusvalía para las herencias y que baje el tipo de gravamen, según ha informado la formación en un comunicado.

La portavoz popular, María José Catalá, ha pedido “bonificar al máximo” el Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza, conocido como la plusvalía, para los casos de herencia cuando se trate de víctimas de violencia de género, empleados públicos fallecidos en actos de servicio y víctimas de Covid-19″.

“Esto debe aprobarse inmediatamente. Estos impuestos castigan el ahorro de las familias trabajadoras e hipoteca el futuro de sus descendientes”.

Según las fuentes, a fecha de 11 de noviembre ha recaudado por el impuesto de plusvalías 32,5 millones de euros, de ellos 12 millones de euros corresponden casos de herencias.

Catalá ha recordado que este impuesto “grava las transmisiones de propiedad y en los casos de herencia se dan situaciones muy injustas, obligando a muchas personas a tener que renunciar a herencias por no poder afrontar estos casos”.

Según el PP, el Ayuntamiento de Valencia, además, suma más de 1.000 reclamaciones concernientes a la recaudación del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza en tan sólo 10 días del año 2021.

En concreto, entre el 28 de octubre y el 8 de noviembre de 2021 se han presentado hasta 1.046 rectificaciones de autoliquidaciones/recursos, todas ellas a raíz de la sentencia del Tribunal Constitucional emitida el pasado 26 de octubre.

Desde los inicios de año hasta la primera semana de noviembre, en el Ayuntamiento de Valencia se han presentado un total de 1.576 reclamaciones.

Con la nueva normativa recogida en el Real Decreto-ley 26/2021, de 8 de noviembre, los ayuntamientos disponen de un período de tiempo para modificar las respectivas ordenanzas fiscales reguladores de este impuesto y adaptarlas a la nueva regulación.

En este sentido, la concejal popular Paula Llobet ha criticado la inacción del Gobierno municipal y ha pedido a Ribó y PSOE que actúen de una vez.

“¿Cómo van a resolver estas reclamaciones? ¿Qué medidas van a adoptar? ¿Van a introducir alguna bonificación en Valencia?”, ha preguntado Llobet.

Según las fuentes, en lo que llevamos de año, el Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana ha recaudado 32 millones de euros y la previsión para 2022 es recaudar 35 millones por este impuesto.

La edil popular ha señalado la urgente necesidad de “rebajar un impuesto injusto que están padeciendo los valencianos y bonificarlo en un 95 % para los casos de herencias”.

Desde la formación recuerdan que el PP lleva reclamando el cambio en la política fiscal desde hace tiempo, presentando numerosas iniciativas en este sentido.

La concejal popular Paula Llobet ha recordado la idoneidad del momento actual para aplicar en Valencia la rebaja fiscal que viene exigiendo desde hace años el Partido Popular.

Llevamos tiempo manifestando la conveniencia de rebajar la presión fiscal en Valencia, todo para alcanzar una política fiscal más acorde y accesible a la sociedad valenciana””, ha señalado Llobet.