Cultura

Así se descubrió el famoso busto de Nefertiti

La estatua principal de la reina faraónica Nefertiti, esposa del rey Akhenaton, se encontró el 7 de diciembre de 1912 por arqueólogo Ludwig Borchardt

El busto de Nefertiti se descubrió hace 108 años.
El busto de Nefertiti se descubrió hace 108 años.

El arqueólogo alemán Ludwig Borchardt encontró la estatua de la cabeza de Nefertiti en Tell el-Amarna, concretamente en la casa del escultor Tutmose, que estaba al servicio del faraón Akhenaton. El busto de piedra caliza recubierto de estuco fue elaborado en 1345 a.C. y es una de las obras más copiadas del antiguo Egipto.

Poco se sabe de la vida de Nefertiti y es en parte por esto que el busto es tan importante. De hecho, se sabe más sobre su apariencia que sobre cómo vivía. Actualmente es considerada un icono de la belleza femenina y, si bien no se sabe a ciencia cierta cómo fue en la antigüedad, es bastante seguro que fue una gran esposa real, popular e impactante.

Tras su descubrimiento en Egipto, Borchardt quiso llevar esta escultura a Berlín. El 20 de enero de 1913, se llevó a cabo una reunión entre el arqueólogo y el director de la Inspección de Antigüedades del Medio Egipto, Gustav Lefebvre, para discutir la división de los descubrimientos arqueológicos encontrados en 1912 entre Alemania y Egipto.

Se sospecha que Borchardt ocultó el valor real del busto para quedárselo, aunque negó haberlo hecho. Le mostró al funcionario egipcio una fotografía del busto que no mostraba a Nefertiti en su mejor momento y estaba envuelto en una caja cuando Lefebvre fue a inspeccionar los encuentros. Un documento revela que Borchardt afirmó que el busto estaba hecho de yeso para engañar a Lefebvre.

La escultura de Nefertiti se ha convertido en un símbolo cultural de Berlín. También ha sido objeto de una intensa discusión entre Egipto y Alemania sobre las demandas egipcias para su repatriación, que comenzó en 1924, una vez que se mostró por primera vez al público. Según Zahi Hawass, el exministro de Antigüedades, la estatua es propiedad egipcia que fue sacada ilegalmente de Egipto y, por lo tanto, debería ser devuelta. Se envió formalmente una carta para la devolución de la estatua de la cabeza de Nefertiti en 2010. Esta fue la primera carta oficial enviada a Alemania, ya que hubo una solicitud de uno de los gobiernos egipcios en el siglo pasado, pero no se completó. Brigitte Goebzel, responsable de los asuntos de los museos gubernamentales en Berlín, dijo en declaraciones a “Al-Ain News”: “Siempre estamos abiertos a consultas con Egipto, pero la estatua pertenece al nuevo museo en Berlín”.