Los condenados del «caso Arandina»: «No somos violadores, somos unos pardillos»

Los tres exfutbolistas del club critican la sentencia que les condena a 38 años de prisión

Los tres exjugadores de la Arandina, Carlos Cuadradado, Víctor Rodríguez y Raúl Calvo, condenados a 38 años de prisión por agresión sexual a una menor de 15 años se han mostrado muy críticos con la sentencia a la salida de la Audiencia Provincial de Burgos. «No hemos hecho nada. Ahora nos están jodiendo por todas partes. No somos violadores. Somos unos pardillos a los que están intentando joder la vida. En una sentencia incoherente» afirmó Cuadrado a la salida de la Audiencia Provincial de la capital castellana.

«Es una vergüenza muy grande, no entiendo nada. No se está haciendo justicia. Son cosas ilógicas las que se nos están pidiendo... Están pidiendo una burrada y no hemos hecho nada. No me esperaba nada de esto, en la casa no pasó nada», afirmó airado Raúl Calvo. Víctor Rodríguez fue en la misma línea que los otros dos futbolistas: «Que traigan pruebas. Si las traen yo voy a la cárcel y pago. ¿Pero a quién he matado? ¿38 años de qué? Estoy acojonado, esto no tiene sentido. Todo es culpa de la presión social y la presión mediática. Hace quince años estaría en mi casa jugando al parchís. No hemos hecho nada».

La abogada de Raúl Calvo, Olga Navarro, expresó su decepción por la sentencia y aseguró «decepcionada» y «desilusionada con la justicia». Apuntó directamente a la familia de la menor y aseguró que mienten «continuadamente». «No existe ni una prueba de cargo. Sólo hay un testigo presencial que se acredita con un vídeo, al que no se cree porque no ha acudido antes a la justicia. Que terminen las denuncias falsas, no hay ni una sola prueba. Sí que hay actividad en los móviles, continuamente. Es un circo mediático y por supuesto que vamos a recurrir», aseguró.