Airbus recortará 900 empleos en España y 15.000 en todo el mundo

El consorcio aeronáutico justifica la medida por la necesidad de adaptar su plantilla a la caída de producción del 40% que experimentará este año y el que viene

Airbus ha dado a conocer esta tarde las grandes cifras del ajuste de plantilla que va a acometer para adaptarse a la caída de producción provocada por la Covid-19. El consorcio aeronáutico europeo ha anunciado que reducirá su plantilla en 15.000 trabajadores. De ellos, 900 trabajan en sus plantas españolas. Actualmente, Airbus tiene empleadas a 13.000 personas en nuestro país, por lo que la medida supone un ajuste del 7% de la plantilla. La compañía ha iniciado ya las conversaciones con los sindicatos con el objetivo de que los recortes comiencen el próximo otoño y el ajuste se complete, como muy tarde, el próximo verano.

El consorcio aeronáutico ha explicado que el negocio de aviones comerciales ha caído un 40% los pasados meses debido a la crisis sin precedentes provocada por el coronavirus. Por ello, “los índices de producción de aviones comerciales deben ajustarse en la misma proporción”. Aunque la compañía asegura que ha recibido apoyos de los gobiernos de España, Francia, Alemania y Gran Bretaña que le han permitido “limitar” esta necesaria reducción de plantilla, las perspectiva de que los niveles de producción pre-Covid no se recuperen hasta al menos 2023 “hacen necesario tomar medidas adicionales”.

Por países

Pese a que Airbus reducirá su fuerza de trabajo en España en 900 efectivos, se trata del país que menos se va a ver afectado por los recortes. Las factorías del consorcio en Alemania (5.100) y Francia (5.000) serán las más afectadas por el ajuste. En Reino Unido, la compañía recortará 1.700 empleos y en el resto del mundo otros 1.300.

Aunque se trata de un plan contundente, Airbus ha asegurado que va a trabajar con los sindicatos para incluir todas las fórmulas posibles para amortiguar sus efectos como puedan ser las bajas voluntarias, prejubilaciones y esquemas de desempleo a largo plazo donde sea posible.

El consejero delegado de Airbus, Guillaume Faury, ha asegurado que Airbus está inmersa en la crisis “más grave que nunca ha tenido la industria” y que, aunque las primeras medidas que adoptó la compañía le permitieron sobrevivir al primer “shock” del coronavirus, para garantizar su futuro era necesario ajustarse a “los abrumadores desafíos de nuestros clientes”, según ha explicado. Faury ha agradecido a los gobiernos de los cuatro países que participan en el proyecto que hayan ayudado a “limitar el impacto social de las medidas”. En las últimas semanas, el primer ejecutivo de Airbus ha mantenido reuniones con los jefes de Gobierno de los cuatro países con implicaciones en el consorcio, Pedro Sánchez (España), Boris Johnson (Reino Unido), Emmanuel Macron (Francia) y Angela Merkel (Alemania) para negociar las medidas a tomar.