Orange lanzará el 5G en España antes de que acabe el año

La compañía ingresó 2.503 millones de euros, un 4,6% menos, por la Covid-19

Orange tiene está a punto de dar el salto al 5G. La compañía gala de telecomunicaciones ha anunciado que lanzará su servicio con esta tecnología en España antes de fin de año, según ha anunciado hoy su consejero delegado en España, Laurent Paillassot. La firma considera que, aunque se ha retrasado la subasta de la banda de los 700 Mhz, una de las tres necesarias para el despliegue de la nueva red móvil, existe mercado para embarcarse en una aventura -en la que Vodafone fue pionera hace algo más de un año- tras ver la respuesta de la demanda a la oferta de tarifa ilimitada de datos que hizo la compañía.

Aunque la compañía no ha querido ofrecer detalles sobre en qué ciudades se lanzará primero el servicio, lo que sí ha confirmado su director del Área Residencial, Diego Martínez, es que hasta que no estén disponibles todas las bandas el estándar del 5G en España, operarán con el estándar “non stand alone”, es decir, sobre la infraestructura del 4G. No obstante, Martínez ha precisado que Orange ofrecerá una “calidad de red” y una experiencia “ya distinta” a las que se ofrecía hace un año y medio, cuando se lanzó la primera oferta comercial 5G en España.

Resultados

Orange ha realizado su anuncio durante la presentación de resultados del trimestre, que, según Paillassot, han estado marcados por el coronavirus, así como por la tendencia hacia el bajo coste del mercado español, en un en el que compiten hasta 50 marcas de operadores nacionales y regionales. En este difícil contexto, la filial española de Orange tuvo unos ingresos de 2.503 millones de euros en el primer semestre en España, un 4,6% menos que en el mismo periodo del año anterior. En el segundo trimestre del ejercicio la compañía facturó 1.216 millones de euros, con un retroceso del 6,8% respecto al mismo periodo de 2019.

El complejo escenario español ha impactado también en la rentabilidad de Orange España, que registró un beneficio bruto de explotación (Ebitda) de 728 millones en el total del semestre, un 7,5% menos que en el mismo periodo de 2019. En el apartado de inversiones, de enero a junio de 2020, Orange contabilizó un total de 392 millones de euros -lo que representa casi un 16% de sus ingresos-, cantidad destinada fundamentalmente al despliegue de infraestructuras de nueva generación, fijas y móviles. Sus inversiones se han reducido casi un 26% respecto al mismo semestre del año anterior, debido a la paralización parcial de las actividades durante el estado de alarma. A 30 de junio de 2020, la filial de Orange en España cuenta con 19.829.000 clientes, de los que 15.863.000 son de servicios móviles y 3.966.000 de banda ancha fija.