Octubre cierra con el recibo de la luz más caro de la historia

El precio medio del mercado mayorista de la electricidad por primera vez se ha situado por encima de los 200 euros por megavatio hora

Los altos precios de la luz en el mercado mayorista, por encima de los 200 euros/megavatio hora (MWh), han disparado la factura en el mes de octubre un 16% con respecto a septiembre, hasta superar los 85 euros de media –12 euros más que el mes pasado–, importe que supera en un 67% al de hace un año. Ni las últimas medidas puestas en marcha por el Gobierno han podido amortiguar los altísimos precios que se han registrado durante octubre en el mercado mayorista. Así, el precio promedio de la luz de este mes de octubre cerrará con 212,29 euros/MWh, es decir, 56,15 euros por encima de la media de septiembre (156,14 euros/MWh), siendo así el mes más caro de la historia hasta ahora.

Según datos extraídos del simulador de la CNMC, para un consumidor tipo acogido a la tarifa regulada o PVPC –con una potencia contratada de 4,4 kilovatios, un consumo mensual de 250 kilovatios hora (KWh) al mes (distribuido en 70 KWh en horario punta, 60 KWh en horario llano y 120 KWh en valle)–, se ha situado por encima de los 85 euros y supera los 74,13 euros pagados en septiembre. Si se compara el recibo con el de octubre de 2020, en que el recibo ascendió a 51,47 euros, la factura de octubre de 2021 es un 65% más cara.

Respecto a la del mismo mes de 2019, en que el importe de la factura fue de 55,33 euros, la de este mes de octubre es un 55% superior. Durante el mes de octubre, el precio medio del mercado mayorista de la electricidad se ha situado por encima de los 200 euros por megavatio hora, un 30% más que el precio mayorista del mes de septiembre, que alcanzó los 156,15 euros. De este modo, la factura de la luz bate todos sus récords históricos por cuarto mes consecutivo, subiendo por encima de los 200 euros por megavatios en dos de cada tres días.

Suministro asegurado

El operador del sistema eléctrico, Red Eléctrica, aseguró ayer que «no existe ningún indicio objetivo» de que puedan producirse problemas de suministro eléctrico en España como han advertido otros países europeos. Ante el revuelo generado por la decisión del Gobierno austriaco de prepararse para un apagón eléctrico, Red Eléctrica ha defendido que España «cuenta con un elevado nivel de cobertura”», y su capacidad de generación –con más de 107 GW de potencia instalada– duplica cualquier pico de demanda.