La AVT homenajea a las víctimas del 11-M y carga contra el Gobierno: “No todo vale por un sillón”

Celebran su tradicional acto en el Bosque de los ausentes en el 16º aniversario de la masacre y reclaman un “relato con vencedores y vencidos en los que los vencidos sean los terroristas”

Dieciséis años de la masacre de los trenes de Madrid. Aunque varios de los actos se cancelaron por las medidas preventivas al coronavirus, la AVT mantuvo su tradicional homenaje en el Bosque de los Ausentes de El Retiro y también se realizó el que todos los años celebra el ayuntamiento de Madrid en la puerta del Sol. Ni el miedo al coronavirus pudo borrar el recuerdo.

La presidenta de la AVT, Maite Araluce indicó “no hay mayor dolor para una víctima” que pensar que no se ha hecho lo suficiente por el esclarecimiento de sus víctimas. Se preguntó cómo se va hablar de que se ha derrotado al terrorismo si a los que cometieron el atentado se les invita a dar conferencias en universidades, se les entrevista en televisiónes públicas. “Vivimos tiempos en los que nos encontramos con documentales, unidades didácticas y publicaciones que nos venden a los terroristas como luchadores por la libertad y héroes mientras que siguen sin conocerse el número exacto y el nombre de sus víctimas”, subrayó Araluce, quien ha recordado a los 191 muertos y 1.761 heridos en Atocha, El Pozo del Tío Raimundo, Santa Eugenia y la calle Téllez.

La presidenta de la AVT aseguró que “recordar no es utilizar, si no denunciar las causas por las que fueron asesinadas” y pidió que se las siga recordando, además de pedir una legislación específica y un sistema de ayudas que reconozca la especificidad de víctimas del terrorismo. Asimismo, reclamó que se construya una sociedad fuerte contra el terrorismo donde no existe ninguna causa política, social ni religión que lo justifique ni del que se pueda sacar rédito de nada. “Solo así conseguiremos que no se vuelva a repetir”.

Por su parte, Ángeles Pedraza, madre de Myriam, asesinada en uno de los trenes de la muerte hace 16 años, agradeció la presencia de las autoridades ante unos días “difíciles”. Recordó a los 191 muertos de la masacre reflejados en esos 191 árboles, que dijo, cada uno guarda “una vida rota por la sinrazón del terrorismo”. Confesó que cada mañana se le sigue parando el reloj a las 7:39, la hora de aquel fatídico día. “Un día donde miles de vidas quedaron marcadas para siempre que solo iban a trabajar, a estudiar...”

Batalla del relato

Mataron a mi hija y a muchos más, pero no me van a doblegar”, dijo. Son 16 años “sin odio ni venganza, pero con sed de justicia”, destacó Ángeles Pedraza. Se refirió a los “tiempos complicados”, donde los que justificaban a los terroristas “ahora quitan y ponen gobierno”. Destacó que ahora “se necesitan políticos que se rebelen contra las sesiones de suspuestas contribuciones y apoyos envenedados”. Se dirigió al Gobierno para decirle que “no todo vale por un sillón” y que sacar adelante unos presupuestos no justifica pactar “con los herederos de Batasuna-ETA”, a la vez que han señalado que siguen recopilando datos para poder ilegalizar a Bildu. Destacó que la lucha contra el terrorismo aún no ha terminado, y solo se hará cuando se gane la batalla del relato.

"Os necesitamos para seguir reivindicando que no les debemos nada por dejar de matar, que los crimenes no pueden quedar impunes.

Tanto Araluze como Pedraza censuraron los homenajes etarras que se celebran cuando los terroristas salen de prisión y adviertieron de que los niños que están ahí pueden ser los que maten mañana.