MENÚ
lunes 25 marzo 2019
12:32
Actualizado
¿Una vida saludable beneficia el rendimiento laboral?
¿Una vida saludable beneficia el rendimiento laboral?

Hablemos de futuro Powered by Santander

¿Una vida saludable beneficia el rendimiento laboral?

  • ¿Una vida saludable beneficia el rendimiento laboral?

Las empresas son cada vez más conscientes de que la felicidad en el trabajo comienza con unos hábitos de vida sanos. Recordamos algunas claves para conseguirlos

Tiempo de lectura 5 min.

31 de enero de 2019. 18:45h

25/12/2018

Comer bien, no fumar, no beber alcohol y hacer deporte. Todas estas recomendaciones, y algunas más, son fundamentales para disfrutar al máximo del trabajo y llevar una vida saludable. Esto es fundamental, como también lo es trabajar de una manera flexible y equilibrada, que permita disfrutar de la vida profesional y personal.

Aunque no lo creamos, hay una relación cada vez más estrecha entre lo que hacemos fuera y dentro de la oficina. Por ello, los científicos insisten en los últimos años en ligar dos conceptos, el de vida saludable y rendimiento en el trabajo, que hasta hace muy poco parecían vivir totalmente de espaldas. Y es que, con el ritmo tan ajetreado que llevamos, cada vez resulta más complicado tener un buen desempeño en el trabajo si el resto del día no se practica aquello de mens sana in corpore sano.

Las empresas se han dado cuenta, además, de que esta no es una batalla exclusiva del trabajador y cada vez hay más programas orientados a garantizar una buena salud laboral en el ámbito de trabajo y, lo que es más novedoso, en el ámbito privado.

Cómo aprender a controlar el estrés y la ansiedad

Hay muchos métodos para hacerlo, ya sea con técnicas de relajación como el yoga o el mindfulness o con prácticas de higiene mental como ser positivo, reducir el listón de autoexigencia, dormir más y mejor o practicar el poder terapéutico del poder y la risa.

¿Has puesto en marcha alguno de estos consejos para reducir el estrés? Paciencia. Nadie dijo que fuera fácil luchar contra el ritmo frenético de la vida, pero hay una buena noticia. Cada vez más empresas son conscientes de los factores que afectan a la productividad y de qué es lo que deben hacer para mejorar el rendimiento laboral de sus plantillas.

“BeHealthy” o cómo fomentar hábitos saludables

Promocionar la salud en el trabajo tiene evidentes beneficios para ambas partes, como destaca el Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo (INHSST): reduce los accidentes y enfermedades; aumenta la productividad y disminuye el absentismo; mejora el clima laboral, la motivación y la participación; aumenta la retención de talento y disminuye la rotación de personal; mejora la imagen corporativa para los trabajadores, para las empresas y para la comunidad donde éstas se ubican; disminuye los costes sociales sanitarios, de seguridad social y de seguros; contribuye a la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos e, incluso, mejora el medio ambiente.

Pero lo realmente novedoso lo encontramos en programas que fomentan los hábitos saludables fuera del horario laboral, con la idea de contrarrestar en lo posible la falta de tiempo a la que hoy en día nos enfrentamos. Un ejemplo es el programa BeHealthy, impulsado por Banco Santander para que sus empleados adopten hábitos más saludables a través de una buena alimentación, la práctica de ejercicio adecuado a cada estado de salud, el control de los parámetros básicos de la salud y del estrés y de las emociones.

La “Semana BeHealthy”

Esta iniciativa, que se presenta como una oportunidad para compaginar ocio y trabajo, incluye también la celebración en el mes de abril de la Semana BeHealthy en todas las sedes de la entidad alrededor del mundo. En el caso de la Ciudad Financiera de Banco Santander, en Madrid, iniciativa que se ha hecho extensiva a todo el mes, en su última edición incluyó desde entrenamientos dirigidos por el maratoniano Martín Fiz hasta competiciones de pádel, crossfit o triatlón, pasando por talleres de risoterapia y mindfulness o una conferencia del cardiólogo Valentín Fuster.

La filosofía “BeHealthy” pivota sobre cuatro ejes: Conócete (controla los parámetros básicos de tu salud. Mejor prevenir); Muévete (practica el ejercicio que sea más adecuado a tu estado físico y de salud); Equilíbrate (preserva tu equilibrio y bienestar. Concilia tu vida personal y profesional; y Aliméntate (cuida tu alimentación y la de tus familiares. Eres lo que comes).

En definitiva, equilibrio y movimiento. Mens sana. Corpore sano. Y no olvidar nunca que la felicidad en el trabajo se conquista también fuera.

Consejos para seguir hábitos saludables

La Organización Mundial de la Salud (OMS) elaboró recientemente los doce mandamientos a seguir para tener una vida saludable. ¿Cuántos de ellos cumples?

El primero de ellos, por supuesto, es el de seguir una dieta saludable, lo más variada y natural posible y con poco azúcar (seguir los consejos de la Sociedad Española de Nutrición puede ser muy útil), además de no consumir tabaco en ninguna de sus variedades y evitar, por norma general, el consumo de alcohol.

Muy relacionado con ello está cuidar del cuerpo, ya sea haciendo algún tipo de ejercicio diario (simplemente caminar puede ser un buen inicio), manteniendo una buena higiene o siguiendo pautas tan obvias como someterse a revisiones médicas periódicas.

El listado del “trabajador sano” incluye también recomendaciones tan concretas como no conducir a una velocidad excesiva ni bajo los efectos del alcohol o las drogas, abrocharse siempre el cinturón de seguridad.

Descubre con nosotros más historias que impulsan el futuro