El hijo del portavoz del Kremlin al creer que era llamado a filas: “Esto lo voy a resolver a otro nivel”

Dimitri Peskov fue víctima de una broma de un periodista afín al opositor Alexei Navalny

La decisión de Vladimir Putin de decretar una movilización parcial de 300.000 soldados para luchar en Ucrania ha despertado una ola de protestas en varias ciudades del país, que se ha saldado con centenares de detenidos. En principio, Putin aseguró que solo serían llamados a participar en la ofensiva los reservistas que habían cumplido el servicio militar obligatorio, tenían experiencia en combate o alguna especialidad necesaria en las Fuerzas Armadas.

Sin embargo, las citaciones han comenzado a llegar los hogares rusos desde donde se está denunciando que no solo se llama a filas a los que tienen alguna experiencia militar si no que están alistando a padres de familia, jóvenes detenidos e, incluso, población civil sin experiencia militar. Una periodista de Ulan-Udé ha publicado un vídeo en el que denuncia que su esposo, de 38 años y con cinco hijos, fue citado por la noche pese a no estar en la reserva y pese a la ley federal que prohíbe a movilizar a reservistas con tres hijos y más.

El miedo a ser llevado al frente de Ucrania ha provocado que muchos rusos intenten salir del país a toda costa. Así, los vuelos desde Rusia se dispararon ayer de precio y se agotaron rápidamente. Los datos de Google Trends mostraron un aumento de las búsquedas de Aviasales, la web de reservas de vuelos más popular de Rusia, según ha recogido Reuters.

Este temor a ir a la guerra incluye a los hijos de los altos cargos del Kremlin, que, en teoría, también podrían ser citados para participar en la invasión de Ucrania. Es el caso de Nikolai Peskov, hijo del portavoz del Gobierno ruso, que ha quedado retratado en una broma telefónica al intentar zafarse de ir al frente por su parentesco. El periodista ruso Dimitri Nizovstev, que forma parte del círculo del opositor Alexei Navalny, llamó ayer a Peskov haciéndose pasar por un militar para que se presentara en la oficina de reclutamiento a las 10 h del día siguiente. “Debe usted entender que soy un Peskov, no es correcto que esté allí”, contestó el hijo del portavoz de Putin para añadir: “Esto lo voy a resolver a otro nivel”.

En la emisión en directo del programa, también se escucha al hijo del portavoz de Putin poner varias excusas y cómo ante la pregunta del supuesto reclutador sobre si pueden apuntarle como voluntario Peskov contesta: “Seguramente no”.

La falta de voluntarios para alistarse ha llevado al presidente del Parlamento ruso, Viacheslav Volodin, a pedir a los representantes del país en la Cámara Baja que participen en la guerra. “Aquellos que cumplan con los requisitos de movilización parcial deben ayudar participando en la operación militar especial”, ha pedido Volodin en su cuenta de Telegram.