MENÚ
martes 22 octubre 2019
00:30
Actualizado

Varapalo de la Justicia europea al régimen de Maduro

Las sanciones de la UE, en regla. Un tribunal rechaza el recurso del chavismo contra las represalias a jerarcas del régimen.

  • Nicolás Maduro/Reuters
    Nicolás Maduro/Reuters

Tiempo de lectura 4 min.

20 de septiembre de 2019. 21:25h

Comentada
Mirentxu Arroqui 20/9/2019

Duro golpe de la justicia europea al régimen de Nicolás Maduro. El Tribunal General de la UE, con sede en Luxemburgo, desestimó ayer el recurso interpuesto por el chavismo a las sanciones impuestas por las cancillerías europeas contra el régimen, en noviembre de 2017. En ese momento, la UE adoptó su primer paquete de castigos contra Venezuela, que abarcaba desde prohibir a las empresas europeas la exportación de armas y de equipos susceptibles de ser utilizados para la represión contra los opositores hasta la aprobación de la base jurídica para imponer castigos personales contra los altos funcionarios del régimen responsables de esta represión.

Este paso al frente de las cancillerías europeas vino acompañado de un llamamiento al diálogo y la petición de elecciones libres y justas en el país tras la puesta en marcha de la Asamblea Constituyente, institución cuya legitimidad no está reconocida por los socios europeos.

El Gobierno de Nicolás Maduro recurrió en febrero de 2018 esta decisión de los gobiernos europeos al alegar que se vulneró el derecho a ser oído y la decisión no estaba justificada. Las cancillerías europeas tomaron esta decisión «debido al deterioro de la democracia, del Estado de derecho y los derechos humanos en Venezuela», tal y como defendió el representante del Consejo de la UE, Petra Mahnic en la vista celebrada en el mes de febrero. Los organismos internacionales contabilizaron la muerte de 125 personas en cuatro meses.

Este primer paquete de castigo por parte de la UE fue el preludio de nuevas rondas sancionadoras en las que se aprobó la congelación de sus activos en suelo europeo y la prohibición de visado para un total de 18 personalidades vinculadas con el régimen, sin incluir a su máximo representante Nicolás Maduro. En este listado se encuentra la vicepresidente Delcy Rodriguez o el número dos, Diosdado Cabello. La decisión conocida ayer es sólo el comienzo de una batalla que puede ser larga ya que 10 de estos altos funcionarios chavistas han decidido interponer recursos personales. Estas sanciones se renuevan de manera periódica y estarán vigentes, al menos, hasta el 14 de noviembre de este año. Las capitales europeas no se han planteado la inclusión de Maduro en esta lista de sancionados, ya que esto supondría la ruptura de los cauces de diálogo con el régimen, que las instituciones comunitarias quieren preservar a toda costa a través del Grupo de Contacto Internacional. Además, las cancillerías europeas se oponen a que la sanciones puedan acabar perjudicando al pueblo de Venezuela que ya se enfrenta a múltiples calamidades.

Hasta el momento, EE UU ha intentado sin éxito que la UE endurezca sus sanciones contra el régimen. El pasado 9 de septiembre, el enviado especial de Estados Unidos para Venezuela, Elliott Abrams, volvió a hacer un llamamiento en este sentido y culpó a estas reticencias por parte europea de no haber contribuido al éxito de las negociaciones entre el Gobierno y la oposición auspiciadas por Noruega. Desde el año 2017, Washington ha castigado a un total de 200 funcionarios venezolanos y en abril de este año entraron en vigor nuevas sanciones que prohíben la importación de petróleo venezolano.

En el mes de agosto, la Casa Blanca dio un paso más en su ofensiva y ordenó bloquear todos los activos del Gobierno de Nicolás Maduro en EE UU y prohibió a las empresas estadounidenses hacer negocios con Caracas. Las empresas extranjeras presentes en suelo estadounidense también se arriesgan a ser sancionadas si mantienen sus vínculos con el chavismo.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs