Veronica Lario confisca las cuentas de Berlusconi

La Justicia le embarga más de 20 millones por incumplir las cláusulas de su divorcio de Lario

La batalla legal entre Lario y Berlusconi se remonta a 2009, cuando ella le pide el divorcio tras los escándalos sexuales en los que se vio envuelto
La batalla legal entre Lario y Berlusconi se remonta a 2009, cuando ella le pide el divorcio tras los escándalos sexuales en los que se vio envuelto

La Justicia le embarga más de 20 millones por incumplir las cláusulas de su divorcio de Lario

No corren buenos tiempos para el ex primer ministro italiano Silvio Berlusconi. El centro derecha de su país está dividido y su equipo de fútbol, el Milán, ya no es de su propiedad. Para rematar, sólo le faltaba tener noticias de su ex mujer. Conocida artísticamente como Veronica Lario, cuyo nombre real es Miriam Raffaella Bartolini, lleva años de batalla judicial contra el magnate. En un primer momento para obtener la separación y luego para lograr el divorcio. Ahora va más allá y ha conseguido apoderarse de más de 20 millones de euros –unos 26, precisa el diario «Corriere della Sera»– procedentes de las cuentas corrientes del multimillonario, tras la correspondiente solicitud de ella hace dos semanas ante el Tribunal de Monza (cerca de Milán). Así, después de las vacaciones de Semana Santa, se informó a la interesada de cuáles eran las cuentas bancarias en las que Berlusconi tenía depósitos activos.

La disputa surge porque, según la ley italiana, cuando tiene lugar una separación o un divorcio, el cónyuge de menor riqueza tiene derecho a mantener el mismo nivel de vida que disfrutaba durante el matrimonio. Tratándose de uno de los hombres más ricos del país, el cheque mensual tenía que ser proporcional al caso, aunque ha hecho todo lo posible para rebajar el coste de la manutención de su ex mujer.

Cuantía excesiva

Desde enero hasta octubre de 2013 Berlusconi ha pagado mensualmente, aunque con desgana, la exorbitante cifra de 3 millones de euros que le impuso el Tribunal de Justicia de Milán. Luego obtuvo la reducción a 2 millones y más tarde, cuando se alcanzó el divorcio en 2015, el Tribunal de Monza fijó la cuantía definitiva en 1,4. Una cifra que al ex «Cavaliere» le sigue pareciendo excesiva, por lo que ha recurrido al Tribunal de Casación.

¿Por qué le han confiscado entonces más de 20 millones a favor de Lario? Según la Prensa, entre las fases de separación y divorcio, él decidió unilateralmente aportar la cifra que le parecía oportuna, un millón de euros al mes. De este modo, Lario, aconsejada por su abogado, presentó a la Justicia las transferencias efectuadas durante los periodos en cuestión, revelando así que no estaba cumpliendo con lo estipulado por el tribunal en 2015. Por eso, la Justicia le ha dado ahora la razón, ordenando la confiscación de la suma pendiente de las cuentas del magnate.

El comienzo del fin entre Berlusconi y Lario tuvo lugar tras los escándalos sexuales que implicaban al entonces político, quien organizaba fiestas con menores, entre ellas, Karima El Mahroug, conocida como «Ruby Robacorazones», quien protagonizó el caso que provocó el desgaste público y político del hoy ya octogenario Silvio Berlusconi.