MENÚ
miércoles 18 septiembre 2019
15:13
Actualizado

«Tuve miedo de que el agresor le quitara el arma al policía»

Un policía español ayuda a un agente agredido en Times Square y reduce al agresor

  • El agente español entregó un parche de la Policía Nacional al comisario jefe del guardia agredido
    El agente español entregó un parche de la Policía Nacional al comisario jefe del guardia agredido
Valencia.

Tiempo de lectura 2 min.

09 de julio de 2019. 19:45h

Comentada
Toni Ramos Valencia. 9/7/2019

El policía español que el pasado fin de semana ayudó a un agente estadounidense a reducir a un hombre que le había agredido, forma parte de la UPR (Unidades de Prevención y Reacción) de la Policía Nacional, y se encontraba de vacaciones en Nueva York, junto a su novia, también policía, pero con destino en Barcelona.

Esta agente, que también estaba presente cuando ocurrió el incidente, vigiló que la novia del agresor no interviniera en la pelea, y que tanto el perro de la chica como el del agresor, estuvieran controlados. De hecho, según explicó el agente a LA RAZÓN, tanto el agresor como su pareja “debían ir fumados porque su comportamiento no era normal”. De hecho, la chica no paraba de reírse mientras los agentes detenían a su novio, “pero por lo menos, sujetó a los perros”.

El agente español explicó que Times Square estaba lleno de gente porque se estaba celebrando el Día del Orgullo, y que el policía estadounidense patrullaba solo, en las denominadas patrullas unipersonales por lo que el agente español tuvo miedo de que el agresor le pudiera quitar la pistola y haber hecho cualquier barbaridad: “Times Square estaba lleno de gente, la que se podría haber liado allí”. El agente explicó que ese miedo también le fue expresado por el resto de agentes americanos que se personaron en el lugar en tres o cuatro minutos: “vinieron unos ocho o nueve policías y todos me felicitaban y me daban la mano, y también se referían a lo que podría haber pasado si le arrebatan el arma a su compañero”.

El policía nacional también explicó que el comportamiento del agresor fue muy violento “intentaba pegarnos patadas y puñetazos, mientras decía ‘fuck you, fuck you’”.

Los policías estadounidenses, una vez trasladaron al agresor y al compañero herido, se quedaron charlando con la pareja española “en ‘spanglish’ porque no hablamos inglés, pero por gestos y un poquito de inglés, nos entendíamos perfectamente”.

Además, muchos policías se hicieron fotos con el “héroe” español. Poco después se desplazó a la comisaría de la zona donde fue recibido por el comisario que le agradeció su colaboración y le felicitó por la detención. Allí, los agentes americanos obsequiaron al español con diversos parches de la unidades policiales españolas, y éste entregó también un parche de la Policía Nacional al comisario. Además, el policía recibió una llamada del Consulado Español en Nueva York y del agregado de Interior de la embajada, así como un e-mail de felicitación por parte de la Policía de Nueva York.

La joven pareja permaneció en Nueva York hasta el día 4 haciendo turismo, y sin que conste ningún sobresalto más. Y esta semana se incorporaron a sus respectivos puestos que una curiosa historia que contar a sus compañeros.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs