¿Cuál es la diferencia entre un “boomer”, un “millennial” y un “centennial”?

Si te sientes perdido con todos estos términos y ya ni siquiera sabes a qué generación perteneces, este artículo te interesa

En la imagen, la Generación Z y la Generación Boomer
En la imagen, la Generación Z y la Generación Boomer La Razón

Los primeros en hablar de estos términos fueron William Strauss y Neil Howe, que escribieron varios libros sobre la Teoría Generacional. Esencialmente, postulaban que existían ciertas creencias y comportamientos compartidos por aquellas personas que nacieron en un lapso de tiempo concreto.

Los autores establecieron que cada generación dura entre 20 y 22 años. Y a medida que una generación envejece, asume un nuevo rol social, para dejar su puesto a la generación siguiente. Lo que hace que la sociedad se transforme radicalmente. De esta forma, si conocemos qué motiva y qué hace que una generación se comporte como se comporta, podremos prever cómo afrontará los acontecimientos del futuro... e -incluso- qué forma le darán a la Historia.

Toda nueva generación culpa de sus problemas a los que les precedieron. Y de toda nueva generación se dice que lo han tenido demasiado fácil | Fotografía de archivo
Toda nueva generación culpa de sus problemas a los que les precedieron. Y de toda nueva generación se dice que lo han tenido demasiado fácil | Fotografía de archivo

Evidentemente, todas las definiciones con las que podamos identificar a cada una de estas generaciones, no son otra cosa que descripciones arquetípicas. Es decir, que no servirán para describir a un individuo en concreto, pero que sí que nos pueden dar pistas sobre los valores y las creencias que han influido en su identidad.

La “generación silenciosa”

Las personas que forman parte de esta generación son las que nacieron entre finales de los años 20 y los mediados de los años 40. Concretamente, desde el año 1926 y hasta el 1945. Se les llama “los niños de la Guerra” porque tuvieron la desgracia de vivir la Guerra Civil Española, la II Guerra Mundial y la posguerra. Pero también se les bautizó como lageneración silenciosa”, porque existe la creencia de que a estas personas se les enseñó a permanecer en silencio y a no compartir sus puntos a la ligera. Tuvieron que criarse en la austeridad, lo que se convirtió en la norma de oro que han seguido durante toda su vida: son la generación de la cultura del trabajo y del esfuerzo. Son los que lo han dado todo por su familia.

La “generación silenciosa” tuvo criarse en la austeridad. Son la generación de la cultura del trabajo y del esfuerzo. Son los que lo han dado todo por su familia | Fotografía de archivo
La “generación silenciosa” tuvo criarse en la austeridad. Son la generación de la cultura del trabajo y del esfuerzo. Son los que lo han dado todo por su familia | Fotografía de archivo

Los “baby boomers”

El momento clave para empezar a ser considerado un “baby boomer” es el año 1945. Este año terminó la Segunda Guerra Mundial... y eso tuvo su efecto sobre las cifras de natalidad. A partir de este año, se produjo una auténtica eclosión en los nacimientos de todo occidente y los “boomers” se multiplicaron como moscas.

Aunque hay que hacer una diferencia: en España este “boom” se retrasó unos años más y los “boomers” no llegaron hasta los años 50; cuando se superó definitivamente la posguerra y la bonanza económica permitió nuevos niños. Vivieron la dictadura, la guerra fría, la transición, la movida, los primeros ordenadores, la incorporación a la Unión Europea, (...). A los boomers se les achaca la independencia, y la confianza en sí mismos y en sus habilidades.

Generación X

El término se popularizó con el libro de Douglas Coupland, “Generation X: Tales for an Accelerated Culture”, del año 1991. Allí se describió a la Generación X como aquella a la que pertenecían todos los nacidos entre 1965 y 1980. Lo que más destaca de la Generación X es su capacidad de equilibrar la ética del trabajo y el esparcimiento. Aunque también hay que recordar que en su día se la conoció como la ‘Generación Peter Pan’. Sin embargo, estos niños ya no están perdidos, sino que crecieron y ocuparon el lugar de los adultos contra los que se rebelaron en su día.

Millenials

A diferencia de lo que se suele pensar, los “millennials” ya peinan canas. El término técnico es el de “Generación Y”; y con él se designa a las personas que nacieron entre el año 1981 y el año 1996. Es decir, que el más pequeño entre los “millennials” ya tiene 26 años... o sea, que ya no es un niño. Esta generación ha sido la primera en pasar gran parte de su juventud en Internet... y eso les ha cambiado.

Para algunos, pueden llegar a ser la viva imagen de eso de que “los mares en calma no dan buenos marineros”. Ya que se criaron en un momento de bonanza económica. Sin embargo, no ha sido así cómo han llegado a la madurez. De hecho, a diferencia de lo que le ocurrió a la generación anterior, los millennials se enfrentan ahora con un presente y con un futuro bastante menos esperanzador. Al menos en lo que a expectativas laborales se refiere.

Se les considera sumamente versátiles. Su conocimiento de las nuevas tecnologías les permite adaptarse a cualquier situación y encontrar la respuesta a cualquier problema en unos pocos minutos. Y es algo que se ha exportado -además- a todas las facetas de su vida. Para ellos, aquello que les inculcaron sus padres de casarse, ir a la Universidad y encontrar un buen empleo, les resulta anacrónico. En su mundo, los títulos han dejado de tener valor y lo único que importa es encontrar una solución a los problemas.

Generación Z

Los “post-millennials” o “centennials” son los que nacieron entre el año 1997 y el 2012. Esta generación se ha visto más afectada que ninguna otra por la influencia de Internet. Son los nativos digitales por excelencia. Los centennials no conocen un mundo sin pantallas, redes sociales digitales o smartphones... por lo que están siempre conectados-

La adicción a las nuevas tecnologías constituye una de las principales preocupaciones del nuevo Instituto de Estudios de las Adicciones IEA-CEU de la Universidad CEU San Pablo | Fuente: CEU
La adicción a las nuevas tecnologías constituye una de las principales preocupaciones del nuevo Instituto de Estudios de las Adicciones IEA-CEU de la Universidad CEU San Pablo | Fuente: CEU FOTO: CEU

Lo que empezamos a observar sobre la Generación Z es que ha llegado con fuerza. Rápidamente se han lanzado al activismo, reivindicando la inclusividad, la conciencia ambiental, (...). Son tremendamente creativos y autodidactas. Y al igual que los millennials, vienen marcando su propio camino... y no el que les han inculcado sus padres.

Como contraparte, también se les señala por querer alcanzar todas sus metas a corto plazo, desestimando los resultados que se podrían lograr en el medio y largo plazo. También se dice de ellos que el hecho de haberse criado en las redes sociales les ha hecho superficiales, egoístas y egocéntricos... como si para ellos importase menos ser, que parecer.